CEPRID

El país de las vacas sagradas y los Diez Mandamientos

Viernes 30 de octubre de 2009 por CEPRID

Ershad Abubacker

Uruknet

Traducido para el CEPRID (www.nodo50.org/ceprid) por María Valdés

"El mayor enemigo del conocimiento no es la ignorancia, es la ilusión de conocimiento" - Stephen Hawking.

Los medios de comunicación retratan la violencia de Oriente Medio como si fuese parte inherente de la cultura y de la región, lo que significa [para ellos] que el conflicto israelo-palestino es un problema antiguo con pocas esperanzas de una solución. El mundo, educado por estos medios, ve a menudo la cuestión de Palestina a través de la tragedia y el horror de los atentados suicidas, una expresión de la desesperación de un pueblo que se siente impotente frente a un opresor que cuenta con armas modernas. Los atentados suicidas se presentan a la opinión pública israelí como un acto de locura de un pueblo loco con el que no hay posibilidad de paz. En lugar de hacer un análisis más amplio para decir que hay una manera de salir de las bombas suicidas, se insiste en ello y en que las condena todo el mundo y con razón. Y la manera de salir de esto es ofrecer a los jóvenes [palestinos] alguna noticia de esperanza en vez de desesperación. Pero hay una perversa campaña orquestada para silenciar este tipo de análisis dentro de Israel y se está tratando de asustar a la gente diciendo que cualquier crítica a las políticas israelíes es antisemitismo. La acusación de antisemitismo ha sido la estrategia más eficaz en el silenciamiento de la disidencia y los periodistas en particular. Esta sigue siendo el arma constante que se utiliza para hacer acusaciones groseras y [verter] calumnias contra esas personas. Cualquiera que se atreva a hablar en contra de Israel ha sido tratado con el coro ensordecedor del antisemitismo o, si quien lo hace es un judío, como que es un judío que se autoodia. La última víctima de este menosprecio ha sido el juez Richard J. Goldstone, el Presidente de la misión de las Naciones Unidas sobre el conflicto de Gaza.

El 3 de abril de 2009, el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas creó una misión de investigación sobre el conflicto de Gaza, una investigación internacional independiente a fin de investigar todas las violaciones de las leyes internacionales de derechos humanos y del derecho internacional humanitario por la potencia ocupante –Israel- contra el pueblo palestino en todo el territorio ocupado, especialmente la Franja de Gaza. [Goldstone] es un Judío que en los últimos años del apartheid en Sudáfrica fue presidente de la Comisión Permanente de Investigación sobre Violencia e Intimidación Públicas, más tarde conocida como la Comisión Goldstone. El hecho de haber dirigido varias misiones de investigación relacionadas con los crímenes de guerra en Yugoslavia, Ruanda, Argentina y Kosovo y [habiendo] visto las políticas de apartheid del gobierno sudafricano [hizo que] Goldstone elaborase un informe bastante ecuánime que critica las violaciones de los derechos humanos y de la ley internacional tanto por parte de Hamas como de Israel y pide a cada una de las partes llevar a cabo una investigación independiente y objetiva. Y por ello ha sido criticado por Israel y varios líderes en el mundo judío describiéndole como anti-semita.

Israel debe prestar atención a las críticas de su propio pueblo. Israel debe escuchar las voces de dentro. Se ha producido un aumento de la disidencia dentro de Israel y la diáspora judía que viven fuera de Israel con respecto a la política exterior de su país en Palestina. La máquina de relaciones públicas de Israel es consciente de esta amenaza y sabe muy bien que si las opiniones y las voces de los Judíos que están en desacuerdo con sus políticas se hacen públicas, sería imposible mantener la mentira de que cualquier crítica contra Israel es por definición Anti-semita. Y por ello no sólo controla contenido de los informes de los medios de comunicación sino también se asegura de que algunas voces no sean oídas. La marginación de los movimientos de paz israelíes en los principales medios de comunicación es un ejemplo de cómo funciona esto.

Aunque el mecanismo de relaciones públicas de Israel, al ser tan eficaz, se asegura de que estas voces sean débiles y no escuchadas es realmente una buena señal que los ciudadanos de una nación adulta se comporten de forma más madura y sensata que el país mismo. Se acumulan en el nombre del judaísmo, sobre todo a través de los sesenta y un años de su existencia, [Israel] y su régimen sionista muchos actos de comisión de crímenes de guerra contra la humanidad que en seguir la ley de Moisés de los Diez Mandamientos. Esto es muy evidente por los resultados de la Comisión de Goldstone, en el último asalto a Gaza.

Aunque el informe Goldstone critica a Israel y Hamas por las violaciones de derechos humanos, la parte más dura del informe es contra Israel como el principal culpable, lo que no ha gustado ni a EE.UU. ni a Israel.

Las conclusiones del informe incluyen los siguientes puntos clave.

• El bloqueo de Gaza: La Misión considera que Israel sigue teniendo el deber en el marco del Cuarto Convenio de Ginebra de garantizar el suministro de alimentos, médicos y hospitalarios y otros elementos para satisfacer las necesidades humanitarias de la población de la Franja de Gaza.

• Los ataques indiscriminados de las fuerzas israelíes han causado la pérdida de vidas y lesiones a civiles: la orientación y los ataques deliberados contra la población civil mediante el uso de proyectiles de gran alcance en áreas civiles que el ejército sabía que iban a causar un gran número de víctimas inocentes. Los ataques aéreos se centraron en áreas civiles en uno de los tramos más poblados del mundo y, sin duda, la zona más densamente poblada del Oriente Medio.

• Uso de fuerza excesiva contra los no combatientes: Los ataques contra los edificios del gobierno y autoridades de Gaza, incluyendo a la policía, no tenían ninguna función militar. Israel también ha atacado las instalaciones médicas, incluyendo el asesinato de 12 miembros del personal médico ambulancias que iban convenientemente identificadas.

• Utilización de armas prohibidas como las bombas de fósforo: Basándose en la investigación de incidentes relacionados con el uso de determinadas armas, como misiles de fósforo blanco y de dardos y municiones de denso metal inerte explosivo (DIME), la Misión, si bien acepta que el fósforo blanco no es en está en este caso prohibido en virtud del derecho internacional, considera que las fuerzas armadas israelíes fueron sistemáticamente imprudentes en la determinación de su uso en zonas edificadas.

• Ataques contra los fundamentos de la vida civil en Gaza: La misión informó de la destrucción a gran escala de la infraestructura industrial, la producción de alimentos, instalaciones de agua, tratamiento de aguas residuales y la vivienda por parte de Israel en Gaza.

• El uso de civiles palestinos como escudos humanos: las fuerzas israelíes obligaron a punta de pistola a civiles palestinos desarmados a tomar parte en allanamientos de casas durante las operaciones militares. Los palestinos tenían los ojos vendados y [estaban] esposados, viéndose obligados a entrar en las casas por delante de los soldados israelíes.

• Tratamiento de los palestinos por las fuerzas de seguridad de Israel: En la Ribera Occidental [Cisjordania], los israelíes utilizaron la fuerza contra los palestinos, incluyendo el uso excesivo de la fuerza o letal durante las manifestaciones. Un número de manifestantes fueron asesinados por fuerzas israelíes durante las manifestaciones palestinas, en particular en apoyo de la población de Gaza bajo el ataque, tras el inicio de las operaciones, y decenas resultaron heridas.

• La detención de palestinos en cárceles israelíes: Se estima que desde el comienzo de la ocupación, alrededor de 700.000 hombres palestinos, mujeres y niños han sido detenidos por Israel. Según las estimaciones, al 1 de junio de 2009, había cerca de 8.100 presos políticos palestinos detenidos en Israel, entre ellos 60 mujeres y 390 niños.

• La represión de la disidencia en Israel, el derecho de acceso a la información y tratamiento de los defensores de derechos humanos: La Misión recibió informes de que personas y grupos, consideradas como fuentes de críticas a las operaciones militares israelíes fueron sometidos a la represión por el Gobierno de Israel.

• La privación de la libertad de los habitantes de Gaza durante la operación israelí de 27 de diciembre de 2008 hasta el 18 de enero de 2009: Durante las operaciones militares de las fuerzas armadas israelíes se detuvo a gran número de civiles en sus casas y [confinados] en espacios abiertos en Gaza y, en muchos casos, llevados a los centros de detención en Israel. La Misión concluye que el tratamiento dado a estos civiles constituye la imposición de una sanción colectiva sobre las personas y la imposición de medidas de intimidación y terror.

Tales actos son violaciones graves de los Convenios de Ginebra y constituyen un crimen de guerra.

A pesar de la catástrofe, los palestinos se encuentran ahora con que no tienen un líder creíble para presentar el caso de todos estos crímenes de guerra de Israel ante la opinión pública mundial. Hamas, que ha visto reforzada su popularidad y cuenta con un apoyo cada vez mayor dentro de los palestinos, no es visto como negociador por los Estados Unidos e Israel. Hamas, un grupo político organizado con sede en Gaza, que representa a muchos habitantes de Gaza, ganó las elecciones de 2006, que según el ex presidente de EE.UU. Jimmy Carter, cuyo Centro Carter supervisó la campaña y las votaciones, fueron totalmente justas y democráticas.

El conflicto armado entre Israel y Hamas se rige por el Tratado sobre el Derecho Internacional, así como las normas de derecho consuetudinario internacional, siendo este último el cuerpo de la ley que es tan ampliamente aplicado por los Estados y sus normas son universalmente vinculantes. El derecho de los tratados es el artículo 3 de los Convenios de Ginebra de 1949, de los que Israel es parte. El artículo 3 establece las normas mínimas para todas las partes en un conflicto entre un Estado Parte, como Israel y un Estado no parte, como Hamas. Las normas consuetudinarias se basan en las prácticas establecidas por el estado, que tiene el sello de las Naciones Unidas, y es obligatorio para todas las partes en un conflicto armado, sean actores estatales, como Israel, o actores no estatales, como Hamas, o en el caso de la guerra de julio de 2006 en el Líbano, Hezbollah.

Pero estas leyes no tienen sentido con Israel y el Estado Unidos, que ni siquiera dan a Hamas la credibilidad de un jugador no estatal. En contraste, la Autoridad Palestina liderada por el cobarde Mahmoud Abbas, que ha visto disminuir su popularidad en los palestinos y el mundo árabe en general el por su postura en contra del informe Goldstone, está bien respaldada por los Estados Unidos. Abbas puede muy bien presumir de ser un hombre muerto, asesinado por el trío de Benjamin Netanyahu, Ariel Sharon y Ehud Barak, y la ceremonia está presidida por nada menos que Barack Hussein Obama. Los únicos signos de su existencia son llamadas [telefónicas] trasatlánticas que hace a Washington, sólo para recibir instrucciones.

El mundo tiene que cambiar su concepción sobre Israel. Israel gusta de presentarse como un país pequeño rodeado de un mar de árabes hostiles tratando de empujarle al mar, cuando ellos sólo quieren la paz y la no violencia. Pero en realidad Israel es el quinto país con armamento nuclear del mundo, con cerca de 300 ojivas nucleares, lo que hacen de él una superpotencia regional y el más seguro guardián, para los intereses de EEUU, de todas las reservas de petróleo de Oriente Medio

Al ser evasivo y represivo con cualquier tipo de crítica y de silenciar a todo el que critica las políticas israelíes con menosprecio y mentiras maliciosas, Israel tiende a elevarse a la posición de una vaca sagrada y, al hacerlo, no sólo fortalece las opiniones críticas. Es hora de que Israel entienda que la crítica a la política exterior del gobierno de Israel de asesinar a personas o disparar a los niños no es de ninguna manera anti-semita, es sólo ser humano.

Ershad Abubacker es un analista de investigación con sede en Chennai.


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 2905970

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Oriente Medio   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License