CEPRID

Guerra de Gaza: ¿Por qué los estados árabes no se unieron al caso de Sudáfrica contra Israel en la CIJ?

Lunes 22 de enero de 2024 por CEPRID

Feras Abu Helal

Arabi 21

Traducido para el CEPRID (www.nodo50.org/ceprid) por C.P.

El histórico caso de Sudáfrica contra Israel ha suscitado un debate en el mundo árabe sobre por qué los estados árabes no se unieron a esta acción ni presentaron un caso similar ante la Corte Internacional de Justicia para proteger a los palestinos. El caso ha suscitado un debate en el mundo árabe sobre por qué los estados árabes no se unieron a Sudáfrica en este caso y por qué no presentaron un caso similar ante la CIJ o la Corte Penal Internacional (CPI).

Según el estatuto de la CIJ, todos los estados miembros de la ONU pueden presentar casos contra cualquier estado. Cualquier Estado árabe podría haber presentado un caso contra Israel ante la CIJ o al menos haber pedido a Sudáfrica que se uniera a su caso antes de que fuera presentado oficialmente el 29 de diciembre.

Sudáfrica reconoce en sus documentos de caso su "obligación" de hacer cumplir la "Convención sobre el Genocidio" como Estado parte en la convención para prevenir el genocidio. En la misma línea, 19 estados árabes que son partes de la Convención sobre Genocidio podrían haber invocado de manera similar su estatus y presentado casos contra Israel ante la CIJ. Esto incluye a Egipto, Arabia Saudita, Argelia, Túnez, Jordania, Emiratos Árabes Unidos, Siria, Somalia, Sudán, Irak, Omán, Kuwait, Líbano, Libia, Marruecos, Yemen, y la Autoridad Palestina (AP). Entonces, ¿por qué los Estados árabes no tomaron ninguna medida?

Posiciones comprometidas

Muchos Estados árabes podrían afirmar que tienen una explicación "razonable" para evitar una medida tan agresiva. Algunos pueden afirmar que son países pequeños con economías débiles para soportar las consecuencias. Otros, como Túnez, podrían incluso afirmar que no pueden demandar a Tel Aviv, ya que no reconocen el Estado de Israel, aunque el presidente tunecino dijo al presidente del Parlamento en noviembre pasado que se oponía a un proyecto de ley destinado a criminalizar la "normalización" con Israel porque perjudicaría los intereses tunecinos.

Sin embargo, esto no se aplicaría a países con economías más fuertes y más influencia, como Arabia Saudita y Egipto, que tienen motivos razonables para actuar contra Israel en la CIJ. La primera razón que podría explicar la posición egipcia y saudita es el temor a posibles consecuencias por parte de Estados Unidos. La mayoría de los Estados árabes creen que no pueden desafiar la postura estadounidense en cuestiones relacionadas con Israel.

De hecho, el presidente egipcio Abdel Fattah el-Sisi tomó todas las medidas posibles para reforzar los vínculos con Israel porque creía que Tel Aviv desempeñó un papel importante, junto con Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos, para convencer a la administración Obama de que no se opusiera al golpe que encabezó en 2013. Arabia Saudita también estaba en el proceso de negociar un acuerdo con Israel para normalizar su relación a cambio de un pacto especial de defensa con Estados Unidos.

Debido a sus graves violaciones del derecho internacional y de los derechos humanos, los gobiernos árabes no enfrentarían a Israel ante la CIJ o la CPI para evitar enfrentar cargos similares.

Aunque Arabia Saudita y Egipto han desafiado a Estados Unidos en los últimos años en temas como la producción de petróleo de la OPEP y las relaciones con China y Rusia, ambos no están dispuestos a hacerlo en asuntos relacionados con el conflicto palestino-israelí porque creen que esto sería una "línea roja" en la perspectiva americana.

Los atroces historiales de derechos humanos de la mayoría de los Estados árabes ofrecen otra explicación de su renuencia a unirse a Sudáfrica en su caso contra Israel. Temen que enfrentarse a Israel ante la CIJ pueda resultar en que Israel o uno de sus aliados los lleve ante la CIJ o la CPI.

Tanto Arabia Saudita como Egipto, y de hecho la mayoría de los países árabes, pueden ser acusados ​​de cometer muchos tipos de violaciones de derechos humanos. Egipto encarcela a decenas de miles de políticos y activistas por cargos fabricados por un sistema legal corrupto. Además, las autoridades egipcias fueron acusadas por muchos activistas y organizaciones de derechos humanos de matar, detener y forzar el desplazamiento de la población del Sinaí después de demoler cientos de viviendas con el pretexto de luchar contra el terrorismo. Arabia Saudita también ejecutó medidas enérgicas contra activistas, reformistas y opositores. Miles de personas fueron recluidas arbitrariamente sin juicios adecuados, algunas de las cuales fueron condenadas a muerte por tan solo un tuit. Arabia Saudita también ha sido acusada de graves crímenes de guerra en Yemen.

Debido a sus graves violaciones del derecho internacional de los derechos humanos, los gobiernos árabes no enfrentarían a Israel ni a ningún otro estado ante la CIJ o la CPI para evitar enfrentar casos similares ante estos tribunales internacionales.

Ningún apoyo a los palestinos

La tercera explicación de la postura de los Estados árabes ante el caso de Sudáfrica contra Israel es simplemente que no están dispuestos a mostrar un apoyo real a los palestinos en Gaza.

Todos los países árabes, incluidos Arabia Saudita y Egipto, han emitido muchas declaraciones condenando el ataque de Israel a Gaza, pero no tomaron ninguna medida adicional. Arabia Saudita y la Liga Árabe esperaron más de un mes de ataques en Gaza para celebrar una cumbre en Riad para discutir el tema. La cumbre decidió romper el asedio y el bloqueo, pero los países árabes nunca convirtieron esta resolución en acción. En cambio, Egipto obedeció las órdenes israelíes y se negó a dar acceso para trasladar a civiles heridos para recibir tratamiento fuera de Gaza a menos que Israel aprobara sus nombres.

Los medios de comunicación y testigos presenciales confirmaron que intermediarios egipcios obligaron a los palestinos en Gaza a pagar hasta 10.000 dólares como sobornos a funcionarios para obtener acceso a través del cruce de Rafah. Egipto también acordó enviar todos los camiones de ayuda para que fueran controlados por la seguridad israelí en el cruce comercial de Karm Abu Salem, lo que provocó retrasos en la llegada de la ayuda y complicó la crisis humanitaria en Gaza.

Egipto justifica su posición diciendo que correría el riesgo de que la Fuerza Aérea israelí bombardeara los camiones si no los enviaran a través del puesto de control israelí. Mientras tanto, un abogado israelí ante la CIJ afirmó que Egipto era responsable del cruce de Rafah y de impedir que los vehículos de ayuda entraran a Gaza.

Aunque Israel amenazó con atacar cualquier ayuda que entrara en Gaza sin su permiso, Egipto sólo puede responder a las acusaciones de Israel en su contra abriendo las fronteras para que salgan heridos y pacientes y para que entren ayuda y camiones comerciales y demuestren que Israel fue responsable del desastre.

La cumbre de la Liga Árabe en Riad votó a favor de romper el asedio y el bloqueo, pero los países árabes nunca llevaron esta resolución a la acción.

A pesar del apoyo retórico de los gobiernos árabes a los palestinos, Dennis Ross , ex enviado de Estados Unidos en Oriente Medio, afirmó que todos los funcionarios árabes que había conocido le dijeron que "Hamás debe ser destruido". Después de más de 100 días de su ataque a Gaza, está muy claro que para Israel, destruir a Hamás significa destruir Gaza y su pueblo.

Fui parte de la multitud masiva afuera de la CIJ en La Haya durante la histórica audiencia contra Israel. Cientos de miles de manifestantes de todas las edades, religiones y orígenes desafiaron el frío durante dos días. Su mensaje principal fue agradecer a Sudáfrica por hacer justicia a Israel. Aplaudieron de todas las formas posibles a la delegación sudafricana. La delegación sudafricana fue honrada como se merecía.

Ningún país árabe intervino para lograr este honor histórico, ya que ninguno se atreve a desafiar a Estados Unidos. En cambio, tienen una historia vergonzosa de violaciones de derechos humanos y están esperando que Israel cumpla su misión de destruir Gaza.

Feras Abu Helal es el editor jefe del sitio web de noticias Arabi 21.


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 4127280

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Oriente Medio   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License