CEPRID

¿Cómo la vida como Resistencia se degradó a Negociaciones? O dónde están los palestinos en el desarrollo árabe

Sábado 31 de diciembre de 2011 por CEPRID

Adel Samara

CEPRID

Traducido por Manuel Gancedo Florín

El detalle técnico de echar a perder el tiempo

Uno podría pensar que los políticos e intelectuales palestinos son expertos en diseñar falsas batallas para consumir el tiempo de la gente actuando como si estuvieran ocupados e incluso en una situación peligrosa, como los rumores de que el Régimen Askenazí Sionista (ZAR) va a asesinar a Abbas. Este artículo se basa en la lectura de cómo la vida como resistencia se degrada a una vida como negociaciones en la Franja Occidental y en la Franja de Gaza (WBG) y la falsa pero caliente “disputa” entre palestinos por ser miembros de un supuesto estado palestino en la ONU.

Lo realmente divertido de este contexto es que los palestinos acumulan montones de páginas entre aquellos que apoyan la solicitud de ingreso en la ONU y aquellos que se oponen a ella. La mayor parte de la “disputa” se ha concentrado en los aspectos legales y técnicos. Algunas discusiones son acerca de los derechos nacionales de la gente en su patria natal. Lo interesante es que la mayoría de los implicados en este debate trataron de discusiones legales, técnicas y políticas mientras los derechos nacionales, el Derecho Palestino de Retorno (RoR) fue raramente mencionado.

Para empezar, Palestina es la Patria del pueblo palestino. Cualquier reconocimiento directo o indirecto del ZAR es una rendición directa o indirecta de la causa del pueblo, RoR. Los Acuerdos de Oslo y las elecciones palestinas bajo estos acuerdos, esto es, bajo el mandato del ZAR como colonialista, es hacer dejación de la causa pese a todas las justificaciones ofrecidas por organizaciones políticas seculares o religiosas. Esto prueba que el argumento de algunos palestinos de que la incorporación a la ONU de un estado en WBG es el fin del papel de la OLP como representante de toda la gente de palestina no es significativo.

Este artículo ofrece un argumento que es totalmente diferente. Es un análisis del drástico deterioro en la lucha palestina desde “la Vida como Resistencia” a “la Vida como Negociaciones” y cómo la lucha en todas sus formas – militar, económica (boicoteo) política cultural (antinormalización) – ha sido silenciada y reemplazada por una supuesta resistencia popular – la cual declara abiertamente que está en contra de todas las formas de lucha mencionadas, especialmente la militar, y se limita a protestas en algunos pueblos de una parte y de negociaciones directas e indirectas de la otra

Este deterioro empezó como un Viejo virus olvidado en la estructura de la OLP principalmente entre su élite política e intelectual. Los fundadores de la OLP no provenían de un escenario radical marxista/nacionalista, sino de las mezquinas capas de la burguesía/clase media con un fondo teórico del ala derecha/religiosa y profundas relaciones con los reaccionarios regímenes árabes Wahabíes los cuales están ligados al imperialismo en una forma de dependencia en la que su mera existencia y supervivencia están en las manos de Occidente.

Esos regímenes árabes financiaron el liderazgo de la OLP. De modo que el liderazgo del ala derecha de la OLP comenzó desde sus principios como “millonarios revolucionarios”. En la caja de la OLP mucho del dinero se gastaba en medios de comunicación y actividades culturales. Haciendo que el liderazgo político de la OLP reclutara a mchos intelectuales que produjeron gran variedad de periódicos, revistas y publicaciones. Año tras año e departamento de medios de comunicación trascendía a la lucha de guerrillas. Mi postura aquí es que el político se aseguró a muchos intelectuales como sus intelectuales orgánicos que fueron alimentados por él y teorizados por él para justificar sus políticas.

Esta forma de alianza o de hecho dependencia de los intelectual de lo político no era peligrosa mientras el líder político creyera o actuara como si creyese en la lucha militar por la liberación de Palestina. Digo aquí “actuar como” porque hay una gran duda en si el liderazgo político de la OLP creía realmente que la OLP podía apuntarse ese tanto. Lo que sostiene mi postura es el hecho de que Arafat desde 1969 dio la bienvenida a Edward Said quien le trajo cartas y demás correspondencia del Departamento de Estado de los EE.UU. A continuación Arafat “solicitó” el ingreso de Said como miembro del Consejo Nacional Palestino (PNC) y desafortunadamente Said – el intelectual liberal, escritor poscolonial que se especializa en literatura comparativa – aceptó el cargo pese al hecho de que se oponía a la lucha militar como método de liberación nacional de Palestina. Una vez que la política “compró” a los intelectuales, estaba garantizado que apoyarían cualquiera de sus decisiones incluso si comprometían la a causa nacional como sucedió cuando la OLP firmó los Acuerdos de Oslo con Israel y los intelectuales de la OLP lo apoyaron. Al hacer eso el liderazgo político se divorció por sí mismo del proyecto de liberación nacional, el guerrero tiró su rifle y el intelectual cambió de pluma. Desde ese momento la vida como negociaciones reemplazó a la vida como resistencia.

Nuevos cambios necesitan un Nuevo entorno político. Mientras que antes de Oslo, el ZAR controlaba la WBG por la fuerza y la dominación, y continúa esa forma de dominación hoy en día, la Autoridad Palestina (PA) ha sido apoyada financieramente por los donantes occidentales y los regímenes árabes dependientes para construir un enorme aparato burocrático (civil y policial). Bajo estas condiciones, la PA comenzó su mandato con la dominación (a través de sus variados aparatos de seguridad y de policía ordinaria:) y con la hegemonía haciendo al menos a un millón de personas dependientes del régimen bien como empleados, bien recurriendo a la corrupción. El asunto de la hegemonía aquí no significa que sea una condición que los dependientes crean en la justificación de la PA sobre el supuesto proceso de paz (paz para el capital). Es hegemonía por interés, intereses propios y personales, esto es, sueldos, cargos, relaciones sociales…etc. Los países donantes lograron también su propia hegemonía mediante el control del dinero que se dona a la PA, todas las fuentes de dinero incluidas las de los regímenes árabes petroleros. También controlan la fundación de ONGs. Consiguen hegemonía a este nivel empleando a muchos intelectuales, semi-intelectuales y falsos intelectuales. La mayoría de estos intelectuales son de organizaciones izquierdistas en las que siguen en activo.

No es necesario decir que el número de los que dependen del así venenoso capital a través de empleos en la PA en ONGs, consejos culturales extranjeros…etc sobrepasa el cuarto de millón, y con sus familias cuentan más de un millón. Y mientras este dinero venga con facilidad, (y en caso de corrupción y de las ONGs ha habido siempre demasiado dinero disponible) gran número de personas cayeron bajo la hegemonía de modo que Occidente es el sueño de la felicidad.

Lo que resultó de este proceso es:

□ Abandono de las tierras: mucha gente abandonó sus tierras en busca de trabajo y dinero fácil.

□ Aquellos que trabajaban para la PA, ONGs…etc cayeron en el consumismo hasta el extremo de no saber sobrevivir sin este dinero, lo que explica su disponibilidad a pagar cualquier precio para mantenerlo.

□ Lo que es más peligroso en paralelo con esto es acabar con los sectores productivos de la economía local a través de :

□ Confiscación de tierras por el ZAR.

□ Ausencia de una política económica de la PA, como aquellas diseñadas para empleo, producción, protección del mercado local, boicoteo a los productos del ZAR…etc

□ El Banco Mundial, las prescripciones del FMI y aceptar sus mentiras de que la tasa de crecimiento en WBG es del 8%.

□ El sector privado carece de lealtad nacional y su orientación hacia la inversion exterior especialmente con el ZAR pese al hecho de que es el sector más favorecido por los donantes, o será quizá por eso que es prioritario.

¿Cómo se deciden las actitudes políticas?

Nicos Poulantzas acertaba al hacer énfasis en que para la clase social el ser considerada una clase (clase en sí misma) está condicionado por y en necesidad de una conciencia política. Queremos añadir aquí que conciencia política puede ser y puede no ser nacional/patriótica en su aspiración. Esto puede aclarar por qué varias facciones capitalistas palestinas, los subcontratistas, capitalistas financieros en la diáspora traicionaron la causa al reconocer al ZAR y aceptar la partición de su Patria con su enemigo. Ahora, tenemos una clase con conciencia política pero no patriótica. Su conciencia de clase viene de sus intereses, (No discutiré aquí si estos intereses son parte del proceso de producción, especulación…etc), y ese es el factor que determina su posición en el conflicto nacional.

Lo mismo sirve para la élite política e intelectual cuya posición ha sido decidida de acuerdo con su fuente de ingresos, que no se extrae del proceso de producción sino por sus servicios políticos a la agenda de sus donantes. Pero su fuente de ingresos está basada en su trabajo intelectual como fuerza propia. Tanto la fuerza intelectual como la fuente de ingresos se entremezclaron recíprocamente.

Los intelectuales palestinos mencionados se dividen en varios grupos:

A – Viejos intelectuales de la OLP que fueron traídos a la WBG a través de los Acuerdos de Oslo como parte del equipo de la OLP. La mayoría de ellos mantuvieron su lealtad al liderazgo de la OLP sin importar las políticas que siga.

B – intelectuales locales liberales externalizados que nunca jugaron un papel patriótico y se han normalizado con el ZAR desde el principio de la ocupación de la WBG en 1967.

C – Los intelectuales renegados marxista/leninistas que se desmoralizaron tras el colapso de la URSS y que compite con los liberales para demostrar que son realmente renegados y han adoptado la cultura capitalista occidental.

La cuestión aquí es, mientras la PA dirija el partido, la “clase” dependiente capitalista y sus intelectuales orgánicos se están normalizando con el enemigo, traicionando el boicoteo a sus productos, “limosneando” un falso estado en una pequeñísima parte de su Patria, y liquidando el RoR, entonces cuál es la postura de los otros componentes del movimiento nacional, es decir los grupos religiosos politizados y la izquierda?

Ambos grupos estaban en estado de caos y de titubeo. Mientras el bando de la PA declaró hace varios meses que no habrá cambio en su política de negociación con Israel tanto si logran como si fracasan en ser miembros de la ONU, otros grupos permanecieron en silencio hasta los pocos últimos días antes de la votación en la ONU. Tenemos un gran POR QUÉ Aquí?

Es esta duda debida a debilidad política o no son sinceros en su postura, es decir, se pliegan a las políticas de negociación de la PA y a su aceptación de un pequeñísimo estado en un stand de la WBG en Oslo. Lo que sostiene esta opinión es que todos los grupos políticos de la OLP y del secretariado de la PA permanecieron en sus cargos y no dimitieron.

Lo que es más, tras estos pasivos, pero destructivos pasos de la PA, ¿Hamas vuelve a negociaciones para la reconciliación con la PA cuya bien conocida estrategia es la negociación y no a resistencia? Cuando la postura de Hamas, como siempre ha dado a entender, debe ser la contraria. Pero, recientemente siguiendo el encuentro de Abbas y Misha’al (de Hamas) en El Cairo, este último declaró la adopción de la resistencia popular y no la lucha militar.

Palestinos por la reconciliación o Palestinos por el bando de la Contra-Revolución

Los acontecimientos en la Patria árabe aún son vagos. Uno realmente duda de llamar a los acontecimientos de cualquier país una revolución. Pero la contrarrevolución es clara. Hay de seguro cambios adelante en Túnez y Egipto. Pero aún no son revoluciones. Un mes después d la coalición entre el mando militar, los Hermanos Musulmanes, algunos recuerdos de los anteriores partidos mandatarios de Mubarak y Ben Ali, y los regímenes de EE.UU/UE se hacen claros.

Libia ha sido destruida y dividida entre los poderes imperialistas que dejaron el chorreo económico y el poder a sus agentes, “revolucionarios de la OTAN” de los liberales e islamistas. En Yemen, los regímenes petrolíferos controlados por EE.UU/UE intentan controlar las protestas y dirigen a sus aliados de Yemen a un lugar preferente para impedir que el desarrollo de los acontecimientos se siga radicalizando. La revolución popular de Bahraini ha sido eliminada mediante la represión militar y el silenciamiento de los medios. Somalia está bajo varias formas de ocupaciones africanas apoyadas por EE.UU/UE. Ahora el objetivo es Siria que es diferente de todos los otros casos. La experiencia en Siria destapó más que ningún otro caso que a Occidente no le preocupan los derechos de la gente, la democracia o reformas o las reformas que la gente desde luego necesita. Loa EE.UU/UE apuntan a Siria por sus políticas regionales, es decir, su apoyo a los movimientos de resistencia en Líbano, Siria e Irak. Siria es la diana por su postura hacia el ZAR, ya que es bien sabido el reconocimiento del ZAR por Egipto, Jordania, la OLP y la aceptación indirecta de que los regímenes petrolíferos dependientes y colonizados no son suficientes para otorgar al ZAR un reconocimiento final árabe en tanto Siria se oponga.

Todas las fuerzas contrarrevolucionarias están aliadas contra Siria: Los mandatarios petrolíferos árabes, los nuevos mandatarios de Egipto, Túnez, Libia, otros miembros de la liga árabe, los Hermanos Musulmanes, Turquía y el líder de todos ellos, EE.UU/UE.

Surgieron nuevos acontecimientos en el caso Sirio. Estos acontecimientos bloquearon la agresión directa contra Siria, por parte de lo que entonces era Rusia por una parte y China quienes desarrollan un semi-polo frente al este, apoyados porIndia, Brasil y Sudáfrica, la crisis económico/financiera en EE.UU/UE, el firme apoyo de irán a Siria y a Hizbulá en Líbano. Pero la mayor fuente de poder del régimen sirio es su ejército unificado y el apoyo popular mayoritario en especial cuando se hacen evidentes dos formas de terrorismo:

 La BBC, Al-Jazeera, Al-Arabiya y otros medios de comunicación del enemigo,

 Los terroristas armados dentro de Siria-

¡Palestinos contra palestinos!

Mucho se escribió sobre la cuestión incluyendo algunas importantes como: ¿Por qué cada protesta árabe se limita sólo a su propio país y por qué los palestinos callan mientras toda la patria árabe se agita?

Comentaré acerca de ambas cuestiones a través de su relación e influencia sobre Palestina. Debemos diferenciar entre la extensión de las protestas de un país árabe a otro por una parte, y los eslóganes Qataríes por otra. La expansión de las protestas refleja el sentimiento común nacional como respuesta a la consiguiente represión del régimen. Es un sentimiento que está oculto por las fronteras que dividen a cada país de otro. Pero a causa de la continuada represión contra los partidos políticos, nacionalistas y de izquierdas, los sentimientos nacionales fracasaron en el desarrollo de una actitud politizada. El objetivo tras ello es ignorar la unidad árabe la cual, mientras sea ignorada, la cuestión palestina se irá deteriorando, considerando que es la causa central de los pueblos árabes. En este contexto debemos criticar a los regímenes nacionalistas árabes que cayeron en Qutriyah y fracasaron en alcanzar alguna forma de unificación lo que es la razón que les hizo vulnerables hasta el extremo de no ser capaces de enfrentarse a la agresión como en los casos de Irak, Libia. Somalia y Sudán…etc. Esos regímenes estaban protegidos de la agresión colonial y de la ocupación por la existencia de la URSS la cual se había colapsado, e internamente protegidos por la policía. No supieron aprovechar el hecho de que el apoyo popular y la unidad árabe son la única garantía para su continuidad y supervivencia.

El caso palestino es diferente de todos los casos árabes como país bajo una ocupación colonialista lo que significa que la resistencia debería estar en primer lugar en la agenda popular.

Cualquier conflicto por el poder político reemplazará el régimen actual por otro dependiente ora de los políticos, ora de la junta de la policía en la dirección de un golpe de estado y mantener la misma política con el ZAR. La verdadera resistencia es el factor más importante y efectivo para acabar con el poder de una PA dependiente y debilita sus comprometidas negociaciones con Israel. El repentino colapso de la PA no está a la mano. Esto significa que su liquidación debe tener lugar por el desarrollo de la resistencia y un cambio en el equilibrio del poder.

Para neutralizar la resistencia popular y evitar que las masas árabes apoyen la causa palestina, y garantizar así el desinterés hacia Palestina, lo que continúa en el centro de la agenda de las naciones árabes, la PA da varios pasos y decisiones en esta dirección: el reconocimiento del ZAR, el apoyo a la invasión de Libia, donar el crudo de la Liga Árabe a Qatar para que ataque a Siria, abrir un consulado en el Kurdistán iraquí para debilitar la unidad iraquí, corrupción continuada…etc.

Finalmente, mientras cada país árabe aguarda los desarrollos internos que podrían moverse hacia adelante o hacia atrás, un asunto que depende del equilibrio de poder entre la ‘revolución’ y la contrarrevolución, la causa palestina parece estar en una situación de semiparálisis. El papel principal de la corriente revolucionaria es moverse hacia la resistencia y lanzar una campaña contra las negociaciones. Esta es la única manera de que los palestinos mantengan su causa y su apoyo árabe e internacional.


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 3074881

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Oriente Medio   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License