CEPRID

Los BRICS amplían las oportunidades para influir en la gobernanza mundial

Miércoles 31 de mayo de 2023 por CEPRID

SWARAN SINGH

Asia Times

Traducido para el CEPRID (www.nodo50.org/ceprid) por María Valdés

La reunión de la primera semana de junio en Ciudad del Cabo de los cinco ministros de Exteriores de los BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) va a tener un significado especial porque se les unirán otros 15 ministros de Relaciones Exteriores que representan a África, el Sur Global y las naciones "Amigos de los BRICS". Entre otras cosas, estas deliberaciones buscarán concretar la agenda para la Cumbre BRICS que se realizará del 22 al 24 de agosto de este año.

¿Cuáles son los temas centrales que se espera que involucren sus interacciones y qué hace que BRICS sea un foro cada vez más decisivo para la gobernanza global?

BRICS 2.0

En su segunda década, BRICS ha emergido como la agrupación más poderosa del mundo, con un creciente reconocimiento por ser la locomotora del crecimiento global. Pero el auge económico de los BRICS también marca una importante deriva geopolítica, ya que esta agrupación ha llegado a ser vista como una alternativa al “orden mundial liberal” liderado por Estados Unidos.

Por ejemplo, el producto interno bruto colectivo de los BRICS ha superado al Grupo de los Siete países industrializados avanzados liderado por Estados Unidos. En términos de paridad de poder adquisitivo, mientras que el PIB colectivo del G7 se redujo del 50,42 % del PIB mundial en 1982 al 30,39 % en 2022, el PIB de los BRICS para el mismo período mejoró su participación del 10,66 % al 31,59 %.

Además, mientras la pandemia de Covid-19 provocó la desaceleración de las economías del G7, las economías BRICS, especialmente las de China e India, continuaron mostrando un gran potencial.

Junto a ello, la guerra de Ucrania ha preparado el escenario para que los BRICS se vuelvan cada vez más conspicuos, ya que la agrupación es vista como el socio más confiable para Rusia. Aparte de la propia Rusia, ninguna de las otras cuatro naciones BRICS ha apoyado ninguna de las resoluciones occidentales para condenar las operaciones militares de Moscú. Tampoco han colaborado con las sanciones económicas occidentales que buscan imponer obligaciones a otras naciones.

De hecho, los BRICS se han convertido en la única base de apoyo que mantiene a flote la economía rusa. Además, mientras Estados Unidos ha estado ocupado formando una coalición de aproximadamente 50 naciones para abastecer a Ucrania para sus esfuerzos de guerra, Sudáfrica, el presidente actual, ha priorizado que BRICS desempeñe un papel más importante para poner fin al conflicto entre Ucrania y Rusia.

También individualmente, China e India han estado explorando formas de facilitar un final temprano de la guerra de Ucrania.

Esto refleja claramente los nuevos y audaces BRICS. Ante el hecho de que la Corte Penal Internacional haya emitido órdenes de arresto contra el presidente Vladimir Putin por sus supuestos crímenes de guerra en Ucrania, Sudáfrica ha anunciado inmunidad diplomática para todos los funcionarios de Rusia. Esta confianza y entusiasmo tanto dentro de los BRICS como sobre los BRICS hace que sus parlamentarios sean interesantes e intrigantes, con implicaciones mucho más allá de estas cinco naciones.

Expansión BRICS

Por ejemplo, alrededor de dos docenas de naciones han expresado interés en unirse a la agrupación BRICS. Alrededor de 20 han solicitado formalmente la membresía, que por supuesto ha permanecido congelada desde que Sudáfrica se unió al grupo BRIC original en 2011.

Estos solicitantes incluyen naciones de todo el mundo: Argelia, Argentina, Barhein, Bangladesh, Bielorrusia, Egipto, Indonesia, Irán, Nigeria, Arabia Saudita, Senegal, Sudán, Tailandia, Túnez, Uruguay, Venezuela, Zimbabue, etc.

También dentro de los BRICS, la reticencia de los países miembros a abrirse ha sido testigo de cambios. Por lo general, China ha sido el partidario más vocal de la expansión, mientras que India fue vista como la más renuente. A lo largo de los años, Rusia, Brasil y Sudáfrica, en ese orden, también han mostrado una mayor inclinación a sumar nuevos miembros, aunque cada uno de ellos tiene sus propias preferencias.

La guerra de Ucrania ha hecho que Rusia apoye cada vez más la expansión de los BRICS. Esto se debe a su necesidad de expandir su base de apoyo contra la censura y las sanciones occidentales.

Nueva Delhi sigue preocupada por el hecho de que Beijing intente incluir a más de sus amigos en el foro, lo que podría resultar en que India quede marginada. Pero ahora que India es la quinta economía más grande del mundo, Nueva Delhi puede tener sus propias razones para apoyar a naciones amigas como Argentina, Indonesia, Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos.

Si bien los miembros de BRICS necesitarán generar consenso sobre criterios detallados y otras modalidades para la inclusión de nuevos miembros, este creciente interés global seguramente mejora la credibilidad y la influencia de BRICS en la gobernanza global.

La expansión del comercio intra-BRICS ha sido la principal herramienta para fortalecer el foro. Esto ha visto últimamente un mayor enfoque en la exploración de alternativas para reducir su dependencia del dólar estadounidense, y se espera que la creación de una moneda BRICS sea una prioridad en su agenda esta semana.

La congelación de los activos rusos por parte de Occidente ha hecho que esto se convierta en una prioridad, donde algunos de los miembros del BRICS ya han puesto en marcha mecanismos para utilizar las monedas locales. China ha estado trabajando en la globalización de su yuan. Nueva Delhi también ha desarrollado acuerdos para comerciar en rupias indias con 18 naciones.

La agenda de la India

India, que va a albergar dos cumbres consecutivas, la de la Organización de Cooperación de Shanghái los días 3 y 4 de julio, seguida de la reunión del Grupo de los Veinte los días 9 y 10 de septiembre, ha tratado de utilizar tales reuniones multilaterales para desarrollar un consenso sobre su propia agenda. Pero además de estas preocupaciones, la reunión de los ministros de Relaciones Exteriores de BRICS verá las reuniones bilaterales del Ministro de Relaciones Exteriores de India, Subrahmanyam Jaishankar, con China y Rusia atrayendo especial escrutinio e interés.

En la cumbre del G7 de Hiroshima hace dos semanas, el primer ministro indio, Narendra Modi, tuvo su primera reunión bilateral en persona desde el comienzo de la guerra de Ucrania con el presidente Volodomir Zelenski.

Durante la guerra, estos dos líderes habían hablado cuatro veces por teléfono, y antes de eso solo se habían reunido brevemente en la cumbre sobre cambio climático de Glasgow en 2021. Pero ahora, después de la reunión de este mes, el llamado de Modi a “alzar la voz contra los intentos unilaterales de cambiar el statu quo”, incluso si se habla en el contexto de las tensiones fronterizas entre India y China, requerirá algunas explicaciones con el amigo de la India, Rusia.

Esto también se vió en el contexto de la reunión de Modi con Vladimir Putin durante la Cumbre de la OCS de Samarcanda en septiembre pasado, donde el primer ministro indio le dijo al presidente ruso que “la era actual no es una era de guerra”, palabras que se repitieron hasta la saciedad en Ucrania y en las narrativas de los medios occidentales que buscan pintarlas como una advertencia de la India a Moscú.

Del mismo modo, con India preparándose para recibir al presidente Xi Jinping en las cumbres de la OCS y el G20 ha creado fuertes expectativas de que las dos partes encuentren un avance en sus tensiones fronterizas.

Estas pronto entrarán en su cuarto año, con ambas partes manteniendo fuertes despliegues avanzados, mientras que las 18 rondas de conversaciones de alto nivel y más de una docena de reuniones interministeriales, además de las reuniones entre sus ministros de Asuntos Exteriores y de Defensa, no han sido de mucha utilidad hasta el momento.

En Ciudad del Cabo los ministros de Relaciones Exteriores de India y China tendrán su tercer encuentro bilateral en tres meses. India ha sostenido que las relaciones bilaterales no pueden ser normales hasta que se resuelva el enfrentamiento en la frontera.

Conclusión

Todas estas ecuaciones bilaterales de los miembros de BRICS seguramente tendrán un impacto en sus esfuerzos por construir un consenso multilateral sobre una variedad de temas, desde ampliar la membresía hasta iniciativas para abordar los desafíos globales. Muchos de estos también son temas que repercuten en otros foros y tendrán un impacto directo en las negociaciones de las próximas cumbres de la OCS, los BRICS y el G20.

BRICS es visto hoy como la voz más formidable para el Sur Global en las preocupaciones de las principales potencias del orden mundial liderado por Estados Unidos después de la Segunda Guerra Mundial. Con la guerra de Ucrania ampliando esa bipolaridad, los BRICS tendrán que andarse con cuidado.

En segundo lugar, el hecho de que el brasileño Luiz Inácio Lula da Silva se convierta en el próximo presidente de los BRICS en agosto también agudizará sus credenciales como alternativa a la gobernanza mundial liderada por Estados Unidos.

Para que los BRICS superen sus disyuntivas internas y aprovechen sus oportunidades históricas, se requerirá no solo un fuerte entendimiento y confianza mutuos, sino también delicadeza diplomática y previsión cotidianas para iniciativas audaces. Y esto seguirá siendo un trabajo en progreso, ya que un BRICS ampliado solo hará que el consenso sea mucho más difícil de lograr.


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 4079117

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Nuevos organismos internacionales: BRICS, OCS, (...)   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License