CEPRID

Venezuela y las Presidenciables 2012: soluciones ambiguas a problemas inexistentes

Miércoles 23 de junio de 2010 por CEPRID

Luis Alberto Matos

CEPRID

“El mismo musiú con diferente cachimbo.”

Refrán popular

Nos preparamos para elegir parlamentarios en septiembre. Pero ya varios tienen la mirada puesta en el 2012. No es criticable, aunque parezca adelantado, pero, quizás por apresuramiento, sus ofertas lucen ambiguas, contradictorias y sin base económica.

Alguien declara que ocupamos “el último puesto en inversiones foráneas”. ¿Será que sólo merecen tal calificativo los dólares provenientes de trasnacionales del Norte y que las inversiones en la Faja del Orinoco no valen?.

Circulan cada domingo diarios con diversos cuerpos y abundante información dirigida al mercadeo de productos. Páginas a colores y en papel costoso que venden de todo. En las mismas ediciones aseguran que “la situación económica está peor que nunca”. Esos anunciantes ¿pagan avisos porque no hay mercado? Y se vende porque ¿aquí nadie invierte?.

¿Ni ní? ¿Qué es eso?

Recordamos malas experiencias cuando sabemos de reuniones entre togas, mitras ¡y hasta algunas doradas o soles! que terminan siendo más de lo mismo y para el mismo. ¿Contra todos? me suena… Las experiencias unitarias, otrora “gobiernos de amplia base”, “pactos” (Punto Fijo y/o Nueva York incluido), “unidad” de color amarillo (1952) y promesas similares, nunca nos han sido provechosas. Latinoamérica ha oído tales augurios, aunque con fanfarrias y acentos diferentes, que siempre terminan siendo “la misma mona con diferente rabo”. Y es que, aunque quizás incluso algunos actúan de buena fé, terminan siempre dirigidos por el gran mercado y generando idénticas fatales consecuencias.

¿Novedades petroleras?

Otro aspirante, al referirse a la ampliación de inversiones de PDVSA en refinerías situadas en el exterior, asegura que “la actual dirección política y económica de Venezuela” “capitula incondicionalmente”, sin analizar las estratégicas ubicaciones de las mismas y desconociendo totalmente nuestro Plan de Refinación y Petroquímica a Mediano Plazo, que incluye, precisamente, lo que algunos ahora parecen descubrir. Adicional a las que poseemos en Estados Unidos, Cuba y Jamaica, tendremos refinerías en China, Siria, Irán, Malasia, Nicaragua, Dominica, Haití, Brasil, Ecuador, Paraguay y Vietnam. ¿Estamos pensando sólo en vender petróleo crudo?.

¿Libertad cercenada?

Otro califica como “deficiencia mayor del chavismo” al “cercenamiento de la libertad de expresión”. Lo muy contradictorio es que ese artículo salió publicado sin censuras ni persecuciones de ningún tipo.

Es más, algunos basan tal aseveración en la detención de un político quien estimuló abiertamente acciones subersivas. En todos los países que ellos ponen como ejemplo de democracia y libertad, por mucho menos que eso ha habido detenciones legales con castigos muy severos. Tal contradicción ¿estará incluida en sus ofertas? ¿Preguntaron en el barrio?

Se oye y lee predicar “la incorporación de los barrios pobres a las ciudades para hacer de sus habitantes verdaderos ciudadanos”. Esto, que algunos pudieran hasta catalogar de ‘fino insulto’, también nos recuerda cuando hace medio siglo los dirigentes políticos llamaban “compañerito obrero” a quien tomase la palabra delante de “sus superiores”.

Al mismo tiempo acusan un “descenso del poder adquisitivo del venezolano” y “Caracas es la ciudad más cara del mundo”. Yo me permito recordarles que, de acuerdo a sus propios criterios financiero-administrativos (que no es lo mismo que económicos) cuando se vende a determinado precio es porque hay quien paga por ellos. Y eso ¿no contradice su aseveración?

Ese elevado consumismo no es provechoso, especialmente porque en alto porcentaje son productos no necesarios que suplen a otros que satisfacen igualmente las mismas necesidades creadas por quienes dirigen el mercado. Pero tales ventas a esos precios contradicen la supuesta acusación.

Y ese cuento de que son “boliburgueses” quienes gastan, no te lo creen ni en los centros comerciales ni en los restaurantes del Este, ni en las colas para comprar autos y computadores, ¡Ni siquiera en panaderías y farmacias!

Si de verdad aspiran a llegar a Miraflores en el 2012, le sugiero preguntar en el barrio, en el CDI, en la cola de Mercal y en las reuniones de vecinos.

En lo único que quizás estemos de acuerdo, es que “en este país ya no hay diálogo posible”. ¡Mejor!. No quisiéramos repetir lo que vivimos por décadas.

jaquematos@cantv.net


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 3293695

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Latinoamérica   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License