CEPRID

Al Qaeda: De los orígenes y de su función

Sábado 16 de febrero de 2013 por CEPRID

Mikel Itulain

CEPRID

A finales de los años 70 del siglo pasado gobernaba en Afganistán el Partido Democrático del Pueblo, de orientación marxista, que posibilitó la atención sanitaria a los más pobres, estableció una completa igualdad para las mujeres y promovió una ambiciosa reforma agraria. En estos tres aspectos chocó con sectores principalmente de la zonas rurales, donde imperaban el caciquismo e ideas poco avanzadas.(1) El escritor Eduardo Galeano relataba como cuando fue miembro del tribunal internacional de  Estocolmo, que se encargó de tratar la situación en Afganistán tras la entrada de la Unión Soviética, un jefe religioso reprochó airado: <<¡Los comunistas han deshonrado a nuestras hijas! ¡Les han enseñado a leer y  a escribir!>>.(2) Imagínense la cara que tuvo que poner el gran escritor cuando escuchó esto. No las habían golpeado, insultado o incluso violado, como hoy ocurre en Libia, no, ¡les habían enseñado a leer y a escribir!

Esta situación de enfrentamiento entre dos formas completamente diferentes de entender el mundo y las luchas internas que hubo dentro del PDP, que acabaron con la vida del poeta y novelista que era presidente, Taraki, dieron la oportunidad a que el poder de Estados Unidos introdujese su influencia con el objetivo de desestabilizar el país y, sobre todo, dañar de algún modo a la Unión Soviética.

Ya el 3 de julio de 1979 el presidente Jimmy Carter  firmaba una directiva para que llegase ayuda secreta  para formar una guerrilla de extremistas islámicos, bastante antes de la entrada del país soviético, que fue el 28 de diciembre.(3) El Consejero de seguridad nacional de Carter, Zbigniew Brzezinski, era muy claro con los motivos de la ayuda:

Y ese mismo día escribí una nota al presidente en la cual le explicaba que en mi opinión esa ayuda iba a inducir a la intervención militar soviética… ¿Arrepentido?, ¿de qué? Esa operación secreta fue una excelente idea. Tuvo el efecto de meter a los rusos en la trampa afgana… El día que los soviéticos oficialmente cruzaron la frontera, yo escribí al presidente Carter: Tenemos ahora la oportunidad de darles a los rusos su Guerra del Vietnam.(4)

Las cantidades de dinero y de armamento que se enviaban a estos mujahideen o "guerreros santos", como eran eufemísticamente apodados, fueron enormes.    Estimaciones  de cuanto dinero canalizó el Gobierno de EE.UU. a los rebeldes afganos en la década siguiente varían, pero la mayoría de las fuentes indican la cifra entre tres y seis mil millones de dólares, o más. Cualquiera que sea la cifra exacta, esta fue “el mayor programa de acción encubierto desde la Segunda Guerra Mundial”. (5)

El objetivo estaba claro, no era un mero ensayo, una intentona, para eso no se destinan tantos  recursos.

Se reclutaron extremistas de más de 40 países, en una cifra que ronda los 35.000. Quienes estuvieron en ello fueron la Central de Inteligencia estadounidense en colaboración con el ISI -el servicio de inteligencia pakistaní- y la dictadura saudí, de ahí vendría Bin Laden. De ahí también surgiría Al Qaeda, la base, la base de datos que tenía la Agencia Central de Inteligencia estadounidense para controlar a todos los yihadistas que se incorporaban a esa guerra "santa".(6) Los mismos textos islámicos enseñados a los extremistas en las madrassas fueron impresos y publicados en Nebraska -Estados Unidos-.(7) El reconomiento y halago a estos extremistas fue realizado no solo por los presidentes de EE.UU., como por ejemplo Ronald Reagan, que los califico como: "luchadores por la libertad" o los "equivalentes morales de los Padres Fundadores", (3) sino que  incluso fue llevado a cabo por partede Hollywood en el filme La guerra de Charlie Wilson, interpretado por Tom Hanks y Julia Roberts.(7) Hollywood ya tenía una larga experiencia en hacer apología de la violencia y de la guerra, como ya lo hiciese en la Primera Guerra Mundial. (8)

Bien, estos son los comienzos, y ¿qué pasó después? ¿Se les fue de las manos el invento? Pensar esto sería no solo ingenuo, sino ir contra los hechos que han sucedido después, aunque parezca en cierto modo que fue así, que Al Qaeda se revolvió contra su creador. Si lo hizo fueron personas individuales por convicciones individuales y en casos concretos, no fue la línea general. Porque Al Qaeda sin el apoyo de la élite estadounidense, su dinero, sus servicios de inteligencia, su ejército y sus colaboradores, bien británicos o las dictaduras del Golfo Pérsico,  no ha sido ni es nada. Si no desaparecería quedaría muy residual, por falta de medios y enseguida por falta de reclutas.

La historia de los grandes imperios, y el estadounidense lo es, de hecho es el mayor que ha visto la historia, muestra como estos se han valido de otros agentes, agentes no pacíficos, para generar el caos, para enredar las situaciones de modo que se evite el diálogo y se promueva la confrontación militar. Llevando los asuntos al terreno militar, al terreno de la fuerza, donde ellos sí pueden ganar fácilmente, no así en el otro terreno, en el diplomático, en el del diálogo.

En la historia reciente hemos visto a varios agentes de este tipo, que creaban violencia y desorden con el objetivo de atemorizar y amedrentar a la población. Uno de ellos y que actuó en Europa fue Gladio, organizado por los  servicios de inteligencia británico y estadounidense. Este se dedicó a cometer atentados en Europa, principalmente hacia la década de los 70 del siglo XX, y acusando de ello a los comunistas. El objetivo era obvio, ¿lo ven? Demonizar a miembros de la izquierda, socialistas, comunistas, y de paso hacer que la gente pidiese algo más mano dura y aceptase al poder imperante y estuviese dispuestar a vivir con menos libertad. En el propio Estados Unidos se pensó algo similar en los años 60 con la Operación Northwoods, en ella se pretendía realizar ataques terroristas contra los propios civiles estadounidenses y culpar de ello a Cuba. No obstante, esta operación fue desechada por la admnistración Kennedy, tal vez por demasiado arriesgada.(9) No debe extrañarnos este proceder aunque sea perverso, solo hace falta volver a mirar otra vez a la misma historia. En Estados Unidos ya había amplia experiencia en sacrificar a su propia población con el objejtivo de conseguir un fin político y económico. Ocurrió por ejemplo con el Lusitania en la Primera Guerra Mundial, cuando un barco con civiles fue enviado con armamento hacia una zona  controlada por los alemanes donde ya habían derribado otros navíos, murieron más de mil civiles en tal hazaña. Los pasajeros fueron usados como escudos humanos. También lo vimos en Pearl Harbour, aquí el poder estadounidense provocó el ataque japonés a su colonia de Pearl Harbour al realizar un estrangulamiento económico a la potencia nipona, siendo además conocedores de cuándo se iba a producir ese ataque.(3), (7)

En Nicaragua o en El Salvador también tenemos buenos ejemplos de agentes mercenarios  pagados por el poder central estadounidense, con los contras -contrarevolucionarios- o los escuadrones de la muerte, muy similar en el fondo a la actuación que llevan a cabo ahora en Siria estos nuevos escuadrones de  la muerte, apodados como "rebeldes", aunque poca rebeldía tengan.(10)

Al Qaeda después del desastre causado en Afganistán fue utilizada por ejemplo en la propia Europa, en la guerra que provocó la Unión Europea, con Alemania a la cabeza, y Estados Unidos contra Yugoslavia. La introdujeron en Bosnia, donde apoyaron al fanático Izetbegovic amparado por Estados Unidos. (3), (7) De hecho no han dejado de utilizarla, por ejemplo, el servicio de inteligencia británico planificó con ellos el asesinato de Muamar Gadafi a mediados de los años 90 del pasado siglo, pero fracasaron entonces, como también lo hicieron en 1984.(6), (14)

Recientemente, en la denominada Primavera Árabe, una actuación claramente promovida por el poder occidental con el fin de desestabilizar el norte de África y Oriente Medio, (11), (12), (13) con el último objetivo de evitar que estos países se desarrollen y se unan, como estaba haciendo Gadafi con África, (14) se ha vuelto a recurrir a los mercenarios militares de Al Qaeda, que mediante sus brutales métodos provocarán el terror y la destrucción de estos países si estos fanáticos no son derrotados. De nuevo los medios corporativos y las organizaciones "humanitarias", también corporativas, porque las corporaciones las financian, (14a) los han apodado como "luchadores por la libertad"  o "rebeldes",  a quienes no son más que meros mercenarios sin escrúpulos o fanáticos que no son conscientes ni del resultado de sus efectos, y que en el fondo trabajan para los intereses económicos  de quienes los controlan, dirigen,  entrenan, financian y arman.

La importancia de Al Qaeda para los constructores de esta política de conquista de la élite económica estadounidense y de sus socios es capital, ya que son su legión, su ejército de choque. Esto ha sido expresado claramente por sus think-tank, por sus estrategas político-económicos. Aquí por ejemplo Ed Husain en el Council on Foreign Relations (CFR) en el caso de Siria:

Los rebeldes sirios serían inmensamente más débiles hoy sin Al Qaeda en su filas. En general, los batallones del Ejército Libre Sirio [Free Syrian Army -FSA-] están cansados, divididos, caóticos e inefectivos. Sintiéndose abandonados por occidente, las fuerzas rebeldes se están desmoralizando cada vez más mientras se enfrentan con el ejército profesional y superior armamento del régimen de Assad. Los luchadores de Al Qaeda, sin embargo, pueden ayudar a aumentar la moral. La influencia de los yijadistas trae disciplina, fervor religioso, experiencia en la batalla de Irak, financiación de los simpatizantes suníes en el Golfo, y lo más importante, resultados contundentes. En breve, el FSA necesita a Al Qaeda ahora.(15), (16)

La estrategia en Siria, en Libia, como ahora en Malí o próximamente en Argelia, vuelve a ser la misma.(17) Destrucción de la autonomía del país, de su independencia económica, y seguidamente su sometimiento a los intereses y deseos de las compañías occidentales. Una corporatocracia que domina y somete al mundo entero.

Al Qaeda juega un doble papel para esta élite codiciosa: ser el ejército de choque destructor y ser la excusa también para una intervención militar. (17), (18) El 11S es un ejemplo de este último. Su versión oficial es insostenible, (19) no en cambio que tú dejes a unos locos hacer su propia locura facilitándoles los medios, o también, y esto puede que les guste oirlo menos, el propio poder económico es el que organiza y lleva a cabo estos actos terroristas lanzando los aviones teledirigidos y culpando de ello al enemigo creado que da mucho juego, al terrorismo internacional. Los resultados que logró la élite económica con tal actuación fueron increíblemente buenos, sus ganancias se dispararon como nunca, desde el enorme incremento en el presupuesto de guerra, a las manos libres para actuar militarmente en cualquier parte del mundo, hasta incluso la recuperación del lucrativo negocio de las drogas en Afganistán, una de las grandes fuentes de ingresos de la banca, o la eliminación de libertades sociales. (20), (7)

La hipocresía y la maldad del poder económico occidental es enorme, ellos crean los incendios y después ellos dicen que se necesita su intervención para apagarlos. Por supuesto, no hay ninguna intención en apagar el incendio, porque de eso se trata, que el fuego no se apague. En este atroz incendio no solo se queman árboles, se queman personas, se queman países, se queman vidas, se queman esperanzas, se quema el progreso, se quema el mundo.

¿Por qué hoy tantos jóvenes han contribuido de una u otra forma, seguramente de forma inconsciente, a mantener este terrible fuego, ese terrible incendio, apoyando estas nuevas guerras crueles de agresión coloniales, como las de Yugoslavia, Libia, Siria o ahora Mali? ¿Por qué actuaban como peleles según lo que les decían los medios de comunicación que pertenecen a los que promueven la guerra, a los que se enriquecen con la guerra?¿Por qué han sido tan irresponsables? Irresponsabilidad que finalmente ya les llega a ellos en modo de penuria económica, falta de futuro y desesperanza.

Notas:

(1)Michael Parenti. Terrorismo la gran excusa. Afganistán una historia por contar. Kale Gorria. 2002.

(2) Eduardo Galeano. Los hijos de los días. Siglo XXI.

(3) Mikel Itulain. Estados Unidos y el respeto a otras culturas y países.Libertarias. 2012.

(4) Zbigniew Brzezinski, The CIA´s intervention in Afghanistan. Le Nouvel Observateur, Paris, 15-21 January 1998. Posted at Globalresearch.ca, 15 October 2001.

(5) Phil Gasper. Afghanistan, the CIA, Bin Laden, and the Taliban. International Socialist Review, November-December 2001.

(6) Al Qaeda, el nombre de una  base de datos de la inteligencia estadounidense, The Guardian, 12.8.2005.

(6) Michel Chossudovsky. Al Qaeda  in the Islamic Maghreb: Who is who? Who is behind the terrorists?. Global Research, 21.1.2013.

(7) Mikel Itulain. Justificando la guerra. 2012.

(8) Mikel Itulain. Hollywood ante la Primera Guerra Mundial, 7.1.2013.Enlace

(9) Julie Lévesque. The foot soldiers of the American Empire. Global Research, 16.8.2012

(10) Mikel Itulain. Lo que ocurre en Siria y sucedio y sucede en Libia lo vimos en Amércia Central. 12.12.2012. Enlace

(11) Javier Belda. La Primavera Árabe: segundo estreno del siglo en el teatro mundial.   Humanismeemergent, 11.2011.

(12) Tony Cartalucci. 2011 year of the dupe: one year into the enginereed "Arab spring". Land Destroyer. December, 2011.

(13) Mikel Itulain. La Primavera Árabe: ¿engañados como a niños?,11.8.2012. Enlace

(14) Mikel Itulain. Muamar Gadafi. Luces y sombras. 20.10.2012. Enlace

(14a) Tony Cartalucci. Amnesty International is US State Department propaganda. Land Destroyer, 22.8.2012.

(15) Ed Husain. Al-Qaeda´s specter in Syria. Council on Foreign Relations, 6.8.2012.

(16) Mikel Itulain. Los intereses económicos detrás de la guerra en Siria.28.10.2012. Enlace

(17) Tony Cartalucci. French Mali invasión spills into Algeria. Land Destroyer, 17.1.2013.

(18) Finian Cunningham. The "specter" of Al Qaeda in Africa. A cover for western reconquest of the continent. Global Research. 5.4.2012.

(19) 9/11 & War on Terrorism. Global Research. Enlace

(20) Mikel Itulain. La OTAN no trae el progreso al mundo, aunque Amnistía Internacional haga campaña por ello. 29.9.2012.  Enlace

http://miguel-esposiblelapaz.blogspot.com.es/


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 2103075

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Asia   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License