CEPRID

El Choque de Civilizaciones en America

Lunes 10 de mayo de 2010 por CEPRID

Carlos A. Pereyra Mele

Fondo de la Cultura Estratégica

La crisis financiera y económica que estallara en 2008 como consecuencia de burbujas financieras en los Estados Unidos de Norteamérica y que se propago a todo el globo por la propia dinámica globalizadora, contagio y asesto fundamentalmente un duro golpe a las economías de sus aliados históricos de la triada (USA, U.E. y Japón), la ultima expresión es el cuasi default de Grecia en la denominada Eurozona. También se puede concluir que las potencia emergentes del denominado grupo BRIC (Brasil Rusia China e India) no solo han superado la crisis sino que mantienen tasas de crecimiento fuertes en comparación con la triada ya mencionada.

Aun cuando es prematuro determinar si el BRIC en un futuro cercano se consolidara en un bloque contrapuesto a la triada, el solo crecimiento de China ya determina en la política internacional actual un fuerte cambio en las relaciones de poder como funcionaron hasta ahora. El BRIC profundiza sus relaciones y establece lentamente una agenda común y ese es el resultado de la reciente cumbre realizada en Brasilia (1).

Esta nueva realidad se verifica en términos políticos y estratégicos globales con una clara declinación de la otrora superpotencia absoluta, los EE.UU., que intento establecer un mundo unipolar y con aliados menores de la Triada como socios, a partir de la defunción de la ex URSS. La realidad demuestra que su estrategia basada en un gigantesco aparato militar, como nunca se conoció en la historia de la humanidad, y que para lo cual no escatimo recursos financieros, económicos y tecnológicos, no ha logrado los objetivos planteados por los gobiernos norteamericanos desde Reagan a la fecha. Es mas se reconoce que este sistema esta en crisis doctrinal y buscando rehacer sus estrategias ante el fortalecimiento de las potencias emergentes continentales con las cuales se enfrenta.

Para tener sustento ideológico y doctrinal, los grupos de poder de USA recurrieron a varias doctrinas y una de ellas fue la del Choque de Civilizaciones creada por el profesor Samuel P. Huntington de la Universidad de Eaton, y director del John M. Olin Institute for Strategic Studies de la Universidad de Harvard. Donde el autor predijo que los principales actores políticos del siglo XXI serán las civilizaciones en lugar de los estados-nación. Y que sirvió para establecer un nuevo “enemigo”, ya que había desaparecido el enemigo de la guerra fría o sea la URSS, y que fue y es ampliamente utilizado como argumentación para todas las invasiones que realizo USA en los últimos años, y que identifico a un enemigo a su medida como es el del “fundamentalismo islámico” que paso a reemplazar al comunismo internacional.

Pero este circulo peligroso no se cerro allí, y el ya desaparecido Samuel P. Huntington, reformulo su idea de choque de civilizaciones y en su libro: Quienes somos: Los desafíos a la identidad nacional americana del 2004., estableció un nuevo “peligro” para los Estados Unidos, pues estaba en juego según el: la identidad nacional americana y la posible amenaza que constituye la inmigración latinoamericana en gran escala, la cual dividirá a los Estados Unidos en dos pueblos, dos culturas y dos lenguas , pues Huntington afirma que los Estados Unidos ha sido históricamente un país de cultura protestante anglosajona. Y que la llegada masiva de los inmigrantes latinos a USA atentan contra el sueño americano, que según sus palabras es el "sueño creado por una sociedad anglo-protestante," y agrega que los mexicano-americanos pueden "participar en este sueño y esta sociedad sólo si sueñan en inglés." Estas ideas han calado hondo y muy fuerte especialmente en los sectores más reaccionarios y de derecha en EE.UU., mas ahora cuando los hispanohablantes forman el segmento de población que más creció en Estados Unidos en los últimos 30 años, según los datos dados a conocer por la Oficina del Censo de USA. Y este nuevo “peligro” da argumento en épocas de crisis, al surgimiento de movimientos políticos de ultra derecha conservadora en USA como es el caso del denominado movimiento Tea Party, “expresión ultraconservadora que surgió hace un año en protesta por el proyecto de estímulo económico y que creció en visibilidad en la campaña contra la reforma de salud impulsada por el gobierno de Barack Obama. Este movimiento es mayoritariamente conformado por hombres blancos republicanos mayores de 45 años quienes se describen enojados o furiosos con Washington”. Y que causan también: “expresiones de ira popular derechista que se registran al reportarse más crímenes de odio, un incremento de grupos ultraderechistas racistas” (2). Han crecido exponencialmente los grupos de civiles armados, (denominadas milicias “patrióticas” todas blancas, anglosajonas y protestantes), según denuncian las agencias federales de seguridad en USA. Y que en la frontera con México se dedican a “cazar” a inmigrantes indocumentados por ejemplo los fines de semana. Es el renacimiento del nacionalismo conflictivo.

Por ello, en otra vuelta de tuerca, y siguiendo esta idea fuerza, el estado de Arizona promulgo la ley de "Inmigración, aplicación de la ley y vecindarios seguros", la cual es una afrenta a la dignidad humana, y que demuestra que no es para todos la "era de la globalización" y especialmente para los inmigrantes latinos en USA.

Evidentemente que las diarias noticias del fenómeno del narcotráfico y la violencia en México son la base de esta ley, pero debemos establecer algunos puntos claramente: México es socio de EE.UU. junto a Canadá del NAFTA, (extraña sociedad esta, solo para negocios, pero no para el libre movimiento de sus ciudadanos dentro del bloque), otro aspecto es que el fenómeno del narcotráfico es consecuencia de que EE.UU. es el principal mercado mundial de consumo de drogas , que no logro combatir eficazmente a las mafias en su territorio, y le transfiere a México el problema (como también a Colombia, Bolivia y Perú), que hoy deriva en una gravísima situación de violencia inaudita, y que permite plantearse en los círculos de poder norteamericanos la intervención militar en México, el ex presidente Clinton considero públicamente que se debe establecer un acuerdo similar al del “Plan Colombia” para México (lo que transformaría a México en un estado fallido); y un detalle no menor son las graves consecuencias económicas y sociales que causo en México la incorporación al acuerdo de libre comercio con EE.UU. (NAFTA). Por ello la teoría del choque de civilizaciones es un argumentación falaz y cruel para con el pueblo mexicano.

Iberoamérica y en especial Suramérica debe por ello continuar la profundización de un modelo propio de integración y desarrollo, ante el nuevo orden mundial que se esta conformando con un proceso estratégico autónomo y distinto del que intenta imponer la superpotencia declinante y que digámoslo también aun cuenta con el apoyo de numerosos sectores de poder ligado a esa dependencia en nuestros países, pues como vemos mas allá de discursos de buenas intenciones como el de Obama en la ultima cumbre con los países del continente, la visión y la estrategia de Washington no se ha modificado para el continente, sigue apostando a la militarización y a la segregación de los pueblos latinoamericanos en los hechos concretos, estableciendo una especie de diplomacia de “vecinos distantes”, pues lo que lo único que le interesa es mantener sus privilegios alcanzados en la guerra fría e impedir el ingresos de países extracontinentales competidores a sus intereses. Por ello el fortalecer estructuras como el UNASUR, o el Mercosur, la creación de un organismo regional que suplante a la OEA sin la participación de USA, relanzar el banco Suramericano, un sistema defensivo propio y tener como horizonte la construcción de un estado continental industrializado son los medios concretos y reales, para permitirnos salir de la nueva dependencia que se intenta aplicar en el siglo XXI y con ello consolidar los caminos propios y alejados de los de la potencia del norte, porque en la practica concreta una relación asimétrica e individual con USA de cada país americano, solo impide nuestro crecimiento y desarrollo y nos inserta en conflictos que esta, ha generado de los cuales no tenemos nada que ver, ya que son distintos y distante de los reales problemas que debemos enfrentar los latinoamericanos en este nuevo siglo. Como también denunciar la xenófoba teoría del choque de civilizaciones e impedir que la misma tenga aplicación a nivel global.-

Fuentes:

1) Hu Tsintao - el viaje al Occidente de Washington hasta Brasilia por Roman Tomberg

http://licpereyramele.blogspot.com/2010/04/china-y-el-nuevo-orden-mundial.html

2) Chomsky alerta sobre el auge de la ultraderecha en EEUU

http://licpereyramele.blogspot.com/2010/04/la-crisis-en-usa.html

Carlos A. Pereyra Mele es Especialista en Geopolítica Suramericana del Centro de Estudios Estratégicos de Córdoba (Argentina).

http://licpereyramele.blogspot.com/


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 2909049

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Territorios  Seguir la vida del sitio Norteamérica   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License