Portada del sitio > Contaminación atmosférica > Comunicados > Ante el comienzo de la Semana Internacional de Teatro de Calle Ecologistas (...)

Comunicado. 19-V-04

Ante el comienzo de la Semana Internacional de Teatro de Calle Ecologistas en Acción pide que se corte el tráfico para proteger la salud pública

Reclaman al Ayuntamiento de Valladolid la limitación de la circulación de automóviles en las horas centrales del día, para evitar daños en la salud de los vallisoletanos

Miércoles 19 de mayo de 2004 - 794 lecturas


Un año más, con el inicio del verano el calor y el intenso tráfico motorizado que soporta Valladolid han provocado que se disparen los niveles de ozono en la ciudad y sus alrededores. En el día de ayer, el Ayuntamiento de la ciudad difundió un aviso a la población recomendando que no se realicen esfuerzo físicos desacostumbrados y prolongados al aire libre, entre las 12 de la mañana y las 9 de la tarde.

Ya durante la tarde del lunes, la estación de medición del Paseo del Cauce alcanzó una concentración de ozono de 177 ug/m3 (microgramos por metro cúbico), bordeando el umbral de información a la población, establecido por la normativa española y europea en 180 ug/m3 como promedio horario. De seguir las temperaturas elevadas, la previsión es que la situación se repita durante los días de hoy y de mañana.

Se trata del primer episodio de contaminación atmosférica aguda que vivimos en la ciudad durante este año 2004, tras las 3 «ozonadas» sufridas el verano pasado durante los días 11 y 12 de julio, 12, 13 y 14 de agosto y 18 de septiembre. Una vez más, las autoridades municipales se han limitado a advertir de forma rutinaria a la población sensible (niños, ancianos y enfermos respiratorios crónicos) para que se autoprotejan de la contaminación, trasladando a los grupos más débiles de la sociedad la responsabilidad de salvaguardar su salud.

Durante el verano pasado la elevada contaminación coincidió con un aumento muy notable de los fallecimientos en la ciudad, que según el Registro Civil llegaron en a primera quincena de agosto a 188, lo que representa un incremento del 48% sobre los 127 registrados en el mismo periodo de 2002. La propia Organización Mundial de la Salud (OMS) estima como media en 2.000 los fallecimientos prematuros anuales en la Unión Europea producidos como consecuencia de la exposición a estos niveles de ozono, mientras el Gobierno francés los estimó en 1.000 durante el verano pasado.

Para los ecologistas, no es de recibo que ningún ciudadano tenga que acudir a los servicios de urgencia médica o vea acortada su esperanza de vida cuando las autoridades pueden tomar medidas que pueden evitar perfectamente estas lamentables situaciones. El pasado 4 de mayo, el Consejo de la Agenda 21 Local de Valladolid instó al Ayuntamiento de a ciudad a que elaborara un Plan de lucha contra la contaminación atmosférica, que de acuerdo a la normativa vigente y a lo sucedido durante el año pasado debía haber sido redactado «motu propio» por las autoridades municipales.

Ecologistas en Acción pide al alcalde de Valladolid que ante situaciones como las actuales tome medidas urgentes para limitar la circulación de automóviles en el centro de la ciudad en las horas centrales del día, aumentando las frecuencias del transporte público, con la finalidad de disminuir el tráfico rodado que emite los contaminantes atmosféricos precursores del ozono. Otra medida para prevenir la contaminación por ozono es el establecimiento de un horario nocturno para el repostaje de combustible de los automóviles.


Más información: Miguel Ángel Ceballos (teléfono