Portada del sitio > Movilidad > Propuestas y documentos > Sugerencias de Ecologistas en Acción a la Ordenanza Municipal para (...)

Movilidad / Propuestas y documentos / Nueva movilidad en Valladolid

Sugerencias de Ecologistas en Acción a la Ordenanza Municipal para establecer determinados carriles bici y carriles bus-taxi en la ciudad de Valladolid

Animan al Ayuntamiento de Valladolid a incrementar el número de carriles exclusivos para el transporte público, y reducir el espacio de circulación y aparcamiento para los coches, así como a reducir la banda de aparcamiento en toda la ciudad

Miércoles 8 de junio de 2022 - 208 lecturas


Ecologistas en Acción Valladolid, en relación con el anuncio publicado en el BOP de 03-05-2022 de la aprobación inicial de la Ordenanza Municipal para establecer determinados carriles bici y carriles bus-taxi en la ciudad de Valladolid, y dentro del plazo conferido para ello, presentó el pasado 2 de junio de 2022 las siguientes

SUGERENCIAS

1. Las evidencias científicas son muy claras. La contaminación derivada del tráfico urbano causa muertes, enfermedades pulmonares, cardiovasculares, y cáncer. Se calcula que casi 200 personas mueren cada año en Valladolid, a causa directa de la contaminación. Es responsabilidad municipal velar por la salud de la población, poniendo en marcha medidas efectivas y urgentes para la reducción del tráfico urbano.

2. El cambio climático es una realidad que afecta también a la salud de las personas, y del planeta. El transporte es uno de los sectores que más emisiones aporta a la atmósfera. Otra razón más para reducir el número de vehículos que circulan por las ciudades. La Ley de Cambio Climático, aprobada en mayo de 2021, obliga a todas las ciudades a reducir su impacto climático de forma notable, cuanto antes. Reducir carriles de circulación, y favorecer la circulación de bicicletas y autobuses, con carriles exclusivos para el transporte público, es una medida eficaz para alcanzar el objetivo de reducir emisiones.

3. Valladolid es una ciudad compacta, en la que la mayoría de los desplazamientos se realizan caminando. El vehículo privado, en demasiadas ocasiones, se utiliza para trayectos de menos de 2 kilómetros. Existen ya alternativas de movilidad, y hay que favorecer su crecimiento, aumentando el número de carriles exclusivos para el transporte público, y disminuyendo el espacio de circulación y aparcamiento para el vehículo privado.

4. La experiencia demuestra, además, que la clientela del pequeño comercio local de proximidad acude a los establecimientos andando, mayoritariamente, o en autobús, pero no en coche. Reducir la circulación de coches y favorecer el transporte público también favorece al comercio local.

Por todo ello, Ecologistas en Acción anima al Ayuntamiento de Valladolid a incrementar el número de carriles exclusivos para el transporte público, y reducir el espacio de circulación y aparcamiento para los coches, así como a reducir la banda de aparcamiento en toda la ciudad.

a) Implementar medidas para el control y disuasión para evitar que los coches invadan el carril bus, como cámaras en las calles y en los propios autobuses para identificar a los vehículos que ocupen por el carril bus.

b) En el artículo 1, incluir carril bus de entrada en la calle Miguel Íscar, de Plaza Zorrilla a Plaza España, carril que ha demostrado su efectividad durante 16 años, y ha sido incompresiblemente anulado. El objetivo fundamental de las políticas de movilidad municipales ha de ser la reducción del tráfico de coches privados en la ciudad. Es ampliamente reconocido que incrementar la capacidad de las vías no reduce la congestión, sino todo lo contrario al provocar un efecto atractor.

c) Considerar la posibilidad de implantar carril bus exclusivo, en ambos sentidos, tanto en la Avda Salamanca como en la Avda Juan Carlos I.

d) Artículo 4: implantar carril bici unidireccional, de ancho europeo, en ambos sentidos de la Avda Isabel La Católica y Avda Gijón.

e) Artículo 6: señalización: en ningún caso se utilizará la señal R-407, que implica la obligatoriedad de uso del carril bici para ciclistas. La opción de carril bici segregado es una opción, pero nunca ha de ser la única y la obligatoria, debiendo permitirse también la circulación por calzada. El uso de la señal R-407 ha demostrado ser un instrumento que incrementa la agresividad de algunos conductores de coches hacia las personas que utilizan las bicicletas. Hace años que el Ayuntamiento de Valladolid decidió retirarlas de la ciudad, y sería un terrible paso atrás su reintroducción.