Sobre los "accidentes"

Lunes 29 de agosto de 2005 por por GKB

La actual concepción de la economía, exclusivamente ligada al mercado, y siempre de espaldas a las necesidades reales de la población, es capaz de lograr que lo normal, se convierta en algo cada vez más anormal.

Así, todos conocemos la ley de la gravedad, y sobre todo sus consecuencias, de la misma manera, pero en menor grado, sabemos que los aviones son capaces de desafiarla, y que por tanto, si se cumplen ciertas condiciones, lo normal es que vuelen. El problema es que durante el mes de agosto, esa ausencia de normalidad ha provocado la muerte de al menos 343 personas al empotrarse contra el suelo 7 aeronaves.

Una de las argumentaciones posibles, bastante debilitada ante las evidencias, es que todo vuelo conlleva un riesgo, y que ese riesgo, no es el que aumenta, sino el número de vuelos, y por lo tanto, al vivir “en un mundo mucho mejor que el de hace unos años”, en el que “cada vez más gente puede y quiere volar gracias a las bondades del sistema”, es normal que haya más accidentes.

La otra versión, más o menos conocida por la gente, pero poco repetida por los medios, ha sido dada por ejemplo por un representante del SEPLA (Sindicato español de pilotos de líneas aéreas) cuando afirmaba que el problema de fondo es la liberalización del sector, y que antes, con empresa estatal, lo que se primaba era la seguridad, mientras que el objetivo actual es la minimización de costes. Las consecuencias son bastante visibles.

Algo parecido, sucedió en tierra con los trenes británicos en la década de los 90; comenzó todo el proceso con la propaganda de siempre, informando que los precios bajarían, que sería mejor para los consumidores, y que todos viviríamos más felices, se equivocaron, poco a poco, el espíritu de empresa privada se fue imponiendo, provocando que los viajeros, unos dejaran de vivir y otros lo hicieran menos felices cada vez que montaban en dicho medio de transporte.

En ese momento, y dada la información existente –horarios públicos, amplio conocimiento de líneas y frecuencias-, les resulto imposible a las autoridades argüir que el numero de trenes en ruta había aumentado, y tuvieron que reconocer las verdaderas causas de los “accidentes”.

Pero es que además de eso, se dice que ha sido "un mes muy malo", como si fuera algo accidental, es decir, como si no tuviera nada que ver el que nos encontremos en agosto, nos tratan de vender que esto podría haber pasado perfectamente en octubre. Efectivamente, podría haber pasado, pero es otra forma de echar balones fuera, de obviar lo evidente.

Según el revisor jefe de un aeropuerto del norte de Francia, en Agosto, o en épocas de vacaciones, cuando el número de viajeros aumenta, y por tanto, se concentran más aviones en el mismo espacio, curiosamente, se reduce la seguridad, ya que hay la misma, pero para mayor número de aparatos, nos encontramos por tanto, con que un avión que vuela más horas, y con menos descanso entre uno y otro viaje, recibe a su vez menor dedicación, algo que a todas luces, no es lógico, a no ser, que nuevamente, nos volvamos a la óptica del capitalista.

Puede parecer algo extremo, pero no es más que la representación más gráfica y macabra del actual sistema, se nos venden las falsas bondades de un sistema, que al final, acaba por matarnos, a unos les toca en el avión, a otros en el tren, otros perdieron una pierna en una curva mal asfaltada, sólo porque el adjudicatario –amigo del diputado general probablemente- quiso ahorrarse unos euros más, y otros muchos, que no vuelven a casa después del trabajo.


Portada del sitio | | Mapa del sitio | Contacto | Seguir la vida del sitio es  | info visites 265240

Seguir la vida del sitio La Columna de la Juventud

© 2001 www.gazkom.org

© 2008, 2010 & 2013 GKB-UJC Euskal Herria