22 de Junio – La leche de la clemencia. Primera parte. Por Teodoro Boot

https://i2.wp.com/revistazoom.com.ar/wp-content/uploads/2019/06/Bombardeo-1955-1.jpgDoblemente bendita es la clemencia:
es bendición para quien la ejercita,
y es bendición para quien la recibe.
Grande entre lo más grande, al monarca
le sienta aún mejor que su corona”.
William Shakespeare
El compañero general
El general Juan José Valle se reunía con un grupo de simpatizantes del Tirano Prófugo.
No soy partidario del hombre sino de las ideas –se atajó, incómodo ante la mordaz sonrisa de don Abraham.
Le llevaba casi diez años a ese extraño anarquista español que había sido columnista habitual de El Laborista y Democracia, pero por misteriosos motivos –tal vez su empaque y distante seriedad– el general se sentía obligado a anteponer a su nombre el tratamiento de “don”.
Por su parte, don Abraham lo llamaba “compañero general”, que era su modo de ensalzar a ese no menos extraño militar católico y antifascista que había estudiado en La Sorbona, jamás se había involucrado en política y ahora pretendía organizar una revolución peronista.>
Fuente: Revista ZOOM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.