Las playas son de todos

En 1982 algunas playas de El Puerto estaban prácticamente privatizadas. Vistahermosa y el Cangrejo Rojo tenían los accesos cerrados al público por sendas vallas, solo podían pasar los propietarios de esta urbanización o los turistas autorizados por el Club Mediterráneo.
Un grupo de portuenses se organizó para reivindicar el libre acceso a todas las playas y la oposición al proyecto de Puerto Sherry, reclamando su conservación y uso público. Así nació la “Coordinadora para la defensa de las playas”, germen de la Asociación Ecologistas Guadalete.
Ese verano organizamos la primera manifestación ecologista de la historia de El Puerto. Recorrimos varias playas para demandar el libre acceso a todas ellas y oponernos al relleno de La Colorá y Las Murallas para construir Puerto Sherry.
Y en un acto insólito para la época, los ecologistas procedimos a retirar la valla de Vistahermosa… Nos denunciaron, pero el juzgado nos dio la razón. Hoy todos podemos acceder a esta playa.