Info DpT
Guatemala

   

Caso Gerardi: Sala falla a favor de los tres militares y el sacerdote condenados

Diario "Guatemala Hoy" (8 de Octubre de 2002)

La Sala Cuarta de Apelaciones, encabezada por el magistrado Wilebaldo Contreras, anuló el falló condenatorio emitido por el Tribunal Tercero de Sentencia en contra de tres militares y un sacerdote inculpados por la coautoría en el asesinato de Monseñor Juan José Gerardi Conedera.

El fallo de segunda instancia anuló la sentencia dictada el 7 de junio de 2001 por el Tribunal Tercero de Sentencia Penal, Narcoactividad y Delitos contra el Ambiente, en contra del sacerdote Mario Leonel Orantes Nájera y los militares Byron Disrael Lima Estrada, Byron Miguel Lima Oliva y José Obdulio Villanueva Arévalo, quienes permanecerán en prisión a la espera de un nuevo juicio.

Los magistrados encontraron varias incongruencias en la sentencia de primera instancia, por lo que ordenaron el reenvío del proceso, a efecto de que se celebre un nuevo debate sin la participación de los jueces que intervinieron en la sentencia dictada el año pasado en contra de los militares y el sacerdote. En el nuevo juicio no se conocerá la acusación contra la empleada doméstica Margarita López, absuelta por el Tribunal Tercero.

El fallo que favorece a los acusados está basado en que los miembros del Tribunal Tercero de Sentencia no incorporaron, como medio de prueba, las declaraciones de Ruben Chanay Sontay, uno de los testigos claves, sino que únicamente valoraron la declaración prestada por el mismo en el propio debate, aduciendo que ésta prevalece sobre las que haya prestado con anterioridad.

Al conocer el fallo, el director de la Oficina de Derechos Humanos del Arzobispado (ODHA), Nery Rodenas, consideró que la resolución de la Sala no está apegada a derecho y dijo que la misma será analizada por la iglesia católica para proceder como corresponde.

En tanto, el capitán Lima Oliva, sentenciado por el Tribunal Tercero a 30 años de cárcel, señaló a las personas que los acusaron como "comunistas" y aseguró que Monseñor Gerardi fue asesinado por el crimen organizado y que parte de esa delincuencia son todos aquellos que están manipulando el proceso.

"Nos acusan porque defendimos a Guatemala, y porque ellos tienen un enemigo que se llama ejército, quien los defendió y cuidó, a pobres y a ricos. Les molesta, porque aquí jamás fue Nicaragua, jamás fue El Salvador ni mucho menos esa Cuba asquerosa que existe en otro lado", aseveró Lima Oliva.

Con el fallo dictado ayer, también se vieron favorecidos altos ex jefes del Estado Mayor Presidencial (EMP), contra quienes se había ordenado proceso por presunta implicación en el crimen. El Tribunal Tercero había ordenado investigar al coronel Rudy Vinicio Pozuelos, ex jefe del EMP; al mayor Francisco Escobar Blas, segundo al mando; y a Eduardo Villagrán Alfaro, jefe de Servicios de esa dependencia castrense. Lo ordenó, además, contra Carlos René Alvarado Fernández, quien fungía como secretario del EMP; Julio Manuel Meléndez Crispín y Darío Morales. Ahora, con el fallo de la sala, el proceso ordenado queda sin efecto.

Juan Gerardi Conedera fue asesinado a golpes la noche del domingo 26 de abril de 1998, en el interior de la casa parroquial del templo de San Sebastián. El Tribunal Tercero condenó a los tres militares a una pena de 30 años de prisión, y a Orantes, a una de 20. Aún no se sabe quien fue el autor material del crimen.