página de inicio
 
quienes somos
 
campañas
 
acciones antimilitaristas
 
mujeres antimilitaristas
 
CAIN
 
documentos
 
insumisia
 
enlaces
 
e-mail
 

ACCIONES ANTIMILITARISTAS

 
     
 

Acciones directas en Bilbao y Madrid para condenar la militarización social tras la desaparición del Servicio Militar Obligatorio

 
     
 
SEGUIMOS DESOBEDECIENDO HASTA LA TOTAL ABOLICIÓN DEL EJÉRCITO
 
 
 
 

Versión en euskera
 

El Sábado 1 de Junio  por la mañana, el Movimiento de Objeción de Conciencia realizó una acción directa noviolenta en el gobierno militar de Bilbao y otra ante el Cuartel General del Ejército de Madrid.

En Madrid

Diez antimilitaristas enfundados en batas sanitarias desplegaron una gran pancarta con el lema "por la desmilitarización social" delante de la puerta del Cuartel General del Ejército junto a la plaza de Cibeles. Este equipo de desinfección pretendía alertar a la población sobre el peligro del "virus militar" que tiene en dicho edificio un importante foco de contagio. A su vez la doctora "Clean" realizó chequeos a los viandantes mientras que dos compañeras expandían plasma antivírico por las paredes y aledaños del edificio. Tras unos momentos de tensión en los que la acción se paralizó cuando varios sujetos armados y uniformados trataron de indentificar al comando de desinfección, se continuó desinfectando sin más contratiempo.
 

 
 

En Bilbao

Cinco antimilitaristas han abierto la verja del gobierno militar y se han encaramado a una de las garitas interiores, el reducido retén de soldados se ha visto desbordado por la presencia de estos antimilitaristas dentro del gobierno militar, en este momento y aprovechando la poca capacidad de reacción de los militares, un sexto antimilitarista disfrazado de spiderman desobediente, ha trepado por el muro hasta una de las garitas exteriores.

 

 
 

Transcurridos unos minutos y tras la llegada de la Ertzaintza, los antimilitaristas han sido desalojados uno a uno, siendo el antimilitarista disfrazado spiderman el peor parado de todos, ya que la forma en la que han actuado los militares ha podido causar la caída del mismo.

 
     
 

Esta acción directa noviolenta ocurre en un momento en el que, extinguido el servicio militar, el gobierno se ha visto obligado a excarcelar a los últimos insumisos que todavía permanecían en prisión. En un intento baldío, el gobierno quiere silenciar la disidencia antimilitarista con el ánimo de pasar página y dejar al antimilitarismo fuera de la escena política. El objetivo de estas excarcelaciones es ocultar el evidente fracaso del ejército profesional, que afronta cómo el rechazo de la sociedad vacía las convocatorias de soldados profesionales, obteniendo menos de 0,4 aspirantes por plaza.

Mediante la acción directa noviolenta realizada hoy, el Movimiento de Objeción de Conciencia quiere dejar claros los siguientes puntos:

1. Los motivos que nos han llevado a utilizar la desobediencia civil durante más de 30 años y que nos ha llevado a la      cárcel, permanecen, y son el ejército, el gasto militar y la militarización social. Mediante nuestra acción queremos      hacer patente que el deseado fin del servicio militar y las recientes excarcelaciones de insumisos, lejos de      desmovilizarnos nos dirigen hacia el que siempre ha sido nuestro objetivo: la abolición definitiva del ejército;

2. Mediante nuestra desobediencia instamos a la sociedad a desprenderse del ejército. Cuestionamos su existencia, y  queremos que sea la misma sociedad quien se plantee qué quiere defender, cómo y de qué forma;

3. Que seguiremos, como hasta ahora, utilizando todos nuestros métodos y vías de desobediencia (objeción de conciencia, objeción fiscal, acciones directas noviolentas) mientras siga existiendo el ejército. Como alternativas a la locura militar seguiremos usando y proponiendo a la sociedad nuestras mejores "armas": la noviolencia, la desobediencia civil y el sentido común.

ACABAR CON LA MILI FUE DIVERTIDO;

ACABAR CON EL EJÉRCITO SERÁ UN FIESTÓN.

 
    volver arriba
 
 
 

Ejerzitoak etsi arte jarraituko dugu desobeditzen

Gaur goizean Kontzientzi Eragozpenaren aldeko Mugimenduak ekintza zuzen eta sendo ez biolentoa burutu du Bilboko gobernu militarrean.

Gobernu militarreko hesia ireki eta barruko garita batetara igo dira bost kide antimilitarista. Egon diren soldaduen kopurua txikia izan da, izan ere, antimilitaristek gainezka egin diete militarrei. Orduan, militarren erreakzio motela ikusirik, seigarren lagun bat, ‘spiderman desobediente’-z jantzita, kanpoko garita batetara igo da.

Minutu batzuk igaro dira, Ertzantza heldu da, eta antimilitaristak banan-banan atera dituzte handik. ‘Spiderman esobediente’-z jantzita zioan kidea izan da kaltetuena. Alegia, militarren jokaerak arriskuan jarri du bere jaitsiera.

Soldadutza desagertu dela eta, gobernuak azken intsumiso presoak askatu behar izan ditu. Egoera hori dela gertatu da  ekintza zuzen ez biolento hau. Gobernuaren asmoa disidentzia antimilitarista isilaraztea da, antimilitarismoa eszena politikotik desagerrarazi nahi du. Baina ez du lortuko. Intsumisoak espetxeetatik ateratzerakoan gobernuak ejerzito rofesionalaren porrota ezkutatu nahi izan du. Izan ere, gizartearen gaitzespenaren ondorioz, soldadu profesionalen zerrendak hutsik daude. Alegia, plaza bakoitzeko 0’4 lagun baino ez da aurkeztu.

Gaur burutu dugun ekintza ez biolentoaren bidez, Kontzientzi Eragozpenaren aldeko Mugimenduak hurrengo puntuak argitu nahi ditu:

4. Desobedientzia zibila 30 urte baino gehiagotan erabiltzera eroan gaituzten arrazoiak, eta baita espetxera eroan gaituztenak ere, hor jarraitzen dutela egoten. Izan ere, ejerzitoa, gastu militarra eta militarizazio soziala ez dira desagertu oraindik. Ekintza honen bidez garbi utzi nahi dugu soldadutzaren amaierak (guk benetan nahi genuena) eta intsumisoak espetxeetatik ateratzeak ez gaituztela desmobilizatuko. Are gehiago, gure betiko helburua izan den eta izaten jarraitzen duen ejerzitoaren betiereko abolizioa lortzeko bidean, urrats bat baino ez dela;

5.Gure desobedientziaren bidez lortu nahi dugu gizarteak ejerzitoari uko egitea. Ejerzitoaren existentzia kuestionatzen dugu eta, gure ustez, gizarteak berak erabaki behar du zer nahi duen defendatu eta nola;

6. Ejerzitoak jarraitzen badu, orain arte bezala jarraituko dugula guk ere. Gure eskura dauden bide guztiak erabiliko ditugu desobeditzen jarraitzeko: kontzientzia-eragozpena, eragozpen fiskala, ekintza zuzen ez biolentoak. Erokeria militarraren aurrean, gure "armarik" onenak eskaini eta proposatzen dizkiogu gizarteari, hain zuzen ere: biolentzia eza, desobedientzia zibila eta sen ona.

SOLDADUTZAREKIN AMAITZEA DIBERTIGARRIA IZAN DA;

EJERZITOAREKIN AMAITZEA, BERRIZ, ITZELEZKO JAIA IZANGO DA

 
Volver arriba