IU EL ÁLAMO
IZQUIERDA UNIDA EL ÁLAMO
IZQUIERDA UNIDA EL ÁLAMO

PROPOSICIÓN DE LEY DE PROTECCIÓN DE ANIMALES DOMÉSTICOS  

REGLAMENTO DE ESPECTÁCULOS TAURINOS

CUATRO FRASES QUE HACEN CRECER LA NARIZ A PINOCHO

Pincha para ver un PPS

 Boris era un ternerito que tuvo la desgracia de nacer en una granja de animales para consumo humano.

  Los voluntarios de Hillside Animal Sanctuary, un centro de rescate para animales de granja en Inglaterra, lo encontraron en unas instalaciones inmundas, muy parecidas a la de Simancas (Valladolid) que hemos visto estos días. Allí los animales agonizaban, sin comida ni agua, sumergidos en heces al lado de los cadáveres de sus compañeros.

  Cuando fue rescatado, Boris estaba tan débil y enfermo que no se podía tener en pie. Con ayuda de una grúa, lo levantaron, lo sacaron de allí y lo llevaron a un prado verde, donde podía comer y pisar la hierba.

  Los primeros días dió señales de recuperación. Llegó a ponerse en pie y andar, y parecía feliz de contar con comida, agual, hierba en la que posarse y mucho cariño.

  Desgraciadamente, un día volvió a debilitarse. Y mientras su rescatadora lo abrazaba y le pedía que por favor no muriese, él empezó a llorar. Quizá lloraba por gratitud, o porque sabía que no sería capaz de atender el ruego de la compañera humana que lo abrazaba, o por tanto sufrimiento pasado, o porque sabía que se estaba muriendo. Dos animales de distinta especie llorando juntos, unidos por el mismo dolor y la misma impotencia.

ESPECULACIÓN PARQUE GUADARRAMA

NO A LA EXPERIMENTACIÓN CON ANIMALES

PLATAFORMA TOLEDO AIRE LIMPIO

NO A LOS TRANSGÉNICOS

DENUNCIAS (ECOLOGISTAS EN ACCIÓN)