Ètica i Filosofia en Secundària


Inici > Educació a debat > Mercantilització de l’educació > Las familias jóvenes no se conforman
Las familias jóvenes no se conforman

de Genoveva Martín. La Verdad, 4/11/2008

per filosofem | 04/11/2008


Tienen entre treinta y cuarenta años y sus más tiernos recuerdos se gestaron en un ambiente democrático. Vieron muchas campañas de concienciación en televisión e interiorizaron que Hacienda somos todos. Muchos de ellos consiguieron el sueño dorado de sus padres, es decir, ir a la universidad y sacarse el título de licenciado o de diplomado.

Tienen entre treinta y cuarenta años y sus más tiernos recuerdos se gestaron en un ambiente democrático. Vieron muchas campañas de concienciación en televisión e interiorizaron que Hacienda somos todos. Muchos de ellos consiguieron el sueño dorado de sus padres, es decir, ir a la universidad y sacarse el título de licenciado o de diplomado.

Luego, el liberalismo a ultranza condujo a muchos de ellos a ser mileuristas pese a su preparación. Confiaron en el sistema y, aunque muchísimo más tarde que sus padres, decidieron tener hijos. Lo que no se imaginaban, pese a ser europeos, es que iban a toparse con el mismo problema que tuvieron sus progenitores: la falta de centros educativos.

De nuevo, tal como les ocurrió a los de más de 36 años, las aulas están masificadas. Ellos se acuerdan todavía que estudiaron en clases de 45 alumnos hasta que fueron más mayores. Luego se multiplicaron los colegios de primaria y los institutos, y sus hermanos menores tuvieron más suerte que ellos.

Estos treintañeros no entienden de penuria y exigen algo a cambio de sus impuestos. Además de padres son también profesores, sindicalistas, y trabajadores de mil profesiones más. Tienen claro que sus hijos tienen derecho a una educación pública y de calidad, y han decidido que no van a parar hasta conseguirla. No entienden de coacciones y exigen el derecho a denunciar la situación y a expresarse libremente.

No han conocido otra forma de comportamiento. No quieren que sus hijos sean los desheredados de Europa. El movimiento se ha iniciado y está en marcha a toda máquina. La crisis económica puede vaciar a corto plazo muchos colegios privados. Estos alumnos llegarán a la pública y descubrirán barracones y aulas abarrotadas.

Veure en línia: L’article a La Verdad

Postdata

Font: La Verdad


Participa en el fòrum
Identificació
Escriu un missatge