La Casa Autogestionada del Barrio de Aluche (La CABA)

¿Qué es La CABA? una respuesta colectiva a una serie de necesidades y de inquietudes. Un conjunto de vecinos y vecinas hemos decidido construir un espacio en el que afirmar lo que queremos y hacerlo. No queremos quejarnos de lo mal que está el barrio o el mundo; no queremos esperar a que cambie la realidad de brazos cruzados ante la pasividad que nos otorga la sociedad en la que vivimos. Queremos, eso sí, asumir nuestra responsabilidad social, lo que supone no delegar en los poderes lo que ocurre con nuestras vidas ni hacernos cargo de la de los demás. Ni más ni menos, porque no somos ni menos ni más.


Casa
Una casa es una edificación que nos acoge. Es un espacio que sentimos como nuestro. La CABA es una casa, pero no una casa cualquiera: es una casa con la puerta abierta, “como las de antes”, en la que no queremos encerrarnos, a la que queremos invitarte y de la que queremos salir continuamente para encontrarnos con el resto. No queremos un refugio, sino un espacio en el que sentirse a gusto en compañía. Queremos una casa donde quepa una plaza, un sitio donde encontrarnos, relacionarnos, comunicarnos y hacer-nos, porque en realidad, todo está por hacer.


Autogestionada
Y este espacio lo queremos armar desde los cimientos, desde la base… siendo las personas que le vamos a dar vida quienes decidamos cómo funciona, qué queremos hacer dentro y cuál es la mejor manera de llevarlo a cabo. Fuera de esta casa se quedan las aportaciones y las subvenciones, tanto aquellas que provienen de organismos públicos como privados, que puedan condicionar la actividad que pretendemos desarrollar.
A través de los espacios de toma de decisiones (las asambleas periódicas) pensaremos entre sus “habitantes” cómo organizarnos y planificaremos el amplio abanico de posibilidades para autofinanciarnos y conseguir los recursos necesarios para que la cosa vaya marchando. Queremos también alejarnos del asistencialismo que ofrecen otro tipo de centros: nuestra propuesta va más allá y nos gustaría que la gente del barrio se apropiase de este espacio, lo viera como suyo, cómo un lugar dónde poder poner en práctica distintos proyectos y actividades.


Barrio
El Barrio como espacio y delimitación geográfica pero también como lugar de encuentro y confluencia desde el que articular otro tipo de relaciones entre quienes lo habitamos. El Barrio goza de una importancia fundamental en nuestras vidas porque es “ahí” donde desarrollamos la mayor parte de nuestro día a día. Nos dota de identidad y nos permite salir del anonimato que imponen las grandes ciudades a las personas que las habitamos. Queremos potenciar la organización de las personas desde una perspectiva barrial y vecinal, desde aquello que nos toca de cerca, y construir barrios vivos en los que las vecinas y vecinos seamos realmente partícipes de lo que sucede dentro de los mismos.


Aluche
Sí, en Aluche. Un barrio que fue el destino precario de los proyectos vitales de muchas familias de clase trabajadora; un barrio de inmigrantes (de gentes que vienen de la Mancha, de Extremadura, de Polonia, de Marruecos o de Colombia); un barrio que se construyó con el fin de generar un enorme beneficio a las empresas constructoras y de dotarnos de lo mínimo necesario para que al día siguiente rindiésemos (barrio
dormitorio); pero también un barrio en el que nos saltamos lo impuesto y comprendimos que Aluche no son sus edificios, sino sus relaciones vecinales. Un barrio que salió a la calle -el espacio común- para reivindicar recursos (un parque, un hospital…) o para hacerla suya y disfrutarla (aunque más de uno se creyó diferente e hizo lo posible por imitar en su bloque los chalets de La Moraleja, poniendo vallas…). Aluche hoy es un barrio infradotado… de memoria, y por eso queremos recordarte lo que tenemos en común, re-construirlo y hacer, más que nunca, Aluche: gentes diferentes que cooperan y que por eso ponen en práctica su propio poder.


¿Entonces qué leches es eso de La CAVA?
Perdón, La CABA, con “B” de “Barrio”. Casa Autogestionada del Barrio de Aluche. No es un centro evangélico, no es un proyecto de la Fundación Rockefeller, ni es la sede de ningún partido político. La CABA es un espacio cultural autogestionado, donde aprendemos y enseñamos, porque creemos que la cultura no es algo que se consuma, sino algo que se hace en colectivo. Creemos que lo mejor de la vida es gratis (o cuesta bien poco), que no se consume sino que se construye.


Queremos que La CABA sea un hervidero de cultura popular. En ella podremos compartir experiencias de otros países y culturas, leer libros que no están en las librerías (en la biblioteca), podremos aprender o enseñar la lengua castellana (clases de español), así como solidarizarnos y darnos apoyo mutuo (frente a la criminalización de una parte del vecindario llamada “inmigrante”), compartir y aprender sobre distintas cosas que pasan en el mundo (presentaciones de libros, ciclos de cine, etc.), donde enseñar (¡si sabes hacer algo, vente y compártelo!), donde podremos pensar y sentir en conjunto (en el encuentro con otras personas), en definitiva, donde podremos… Porque un barrio cooperando puede mucho más que muchos individuos aislados votando.
Pero para que todo esto se haga con buen gusto, en La CABA podremos saborear los manjares de nuestra huerta de producción agro-ecológica recuperando el concepto de comida casera: basada en una alimentación de temporada, reeducándonos en sabores de verduras olvidadas o nuevas, adaptadas al clima local.


Ésta es la propuesta que lanzamos los grupos y personas que estamos impulsando esto nuevo espacio... Ahora nos falta la tuya y la de tus amigas, vecinos, familiares y demás personas que tengan ganas de participar en este proceso de construcción colectiva.


Estamos en la Calle Tembleque, 136 <M> Empalme

Y podéis consultar nuestra convocatorias y actividades en la web: www.lacaba.net


Os esperamos!