Poder popular, movimientos sociales y proyecto politico en Ecuador

Daniel Suarez

ENCUENTRO SOBRE EXPERIENCIAS DE PODER POPULAR EN AMERICA LATINA

Sao Paulo BRASIL, 26 AL 30 DE OCTUBRE

Si uno quiere establecer un breve recorrido histórico que permita a los compañeros latinoamericanos tener una lectura sobre el proceso ecuatoriano y sus actores sociales es importante que realicemos una retrospectiva sobre el proceso de construcción del estado, la constitución de la sociedad ecuatoriana, la relación entre los grupos de poder y las formas de resistencia y organización popular.

ANTECEDENTES HISTORICOS

El Ecuador Republicano tiene sus inicios en el año de 1820, cuando un grupo de criollos locales con el apoyo del visionario Simón Bolívar logra emanciparse de la Corona Española con la batalla definitiva del 24 de Mayo de 1820 en Quito (región Sierra) y 9 de Octubre del mismo año en Guayaquil(región Costa). Se establece en primera instancia el esfuerzo de articularse al proyecto de la Gran Colombia, el cual se desintegra fruto de las disputas locales por quien controlaba el poder. El Ecuador adopta un régimen presidencialista con influencia fuerte del modelo francés, el cual con algunos matices se conserva hasta ahora, es decir concentra el poder en una persona y establece una suerte de juego democrático con los otros poderes Legislativo y Judicial.

Este proceso político viene acompañado como en la totalidad de estados latinoamericanos de una visión de desarrollo sustentada en la sobrexplotación de los recursos naturales y humanos disponibles, con débiles procesos de industrialización, alta concentración de la tierra e hipertrofia de los sectores comercial y financiero.

La estructura Social del país se desarrolla en el marco colonial, la emancipación solo cambia del tutelaje español a los criollos locales, el país dividido en tres regiones naturales, costa sierra y amazonía no logran articularse entre sí, la costa cuenta con migrantes europeos, asiáticos y africanos que desarrollan el control económico al ser parte del movimiento comercial, los esclavos negros, mestizos y campesinos(montuvios), se agrupan en las ciudades nacientes y alrededor de las fuentes de trabajo existentes en calidad de prestadores de fuerza de trabajo con relación feudal. En la Sierra las comunidades andinas predominantemente de la etnia Kychwa tambien estan articuladas alrededor de los latifundios feudales. La Amazonía se compone de pequeños espacios de colonizadores y un sinúmero de etnias no identificadas en aquel tiempo las cuales no se articulan al proceso nacional.

Este proyecto de las noblezas locales tiene un primer quiebre histórico a inicios del siglo XX, con la denominada Revolución Liberal, cuyo principal proyecto histórico es desarrollar el capitalismo en el país y su virtud haber logrado la participación de sectores tradicionalmente excluidos como son campesinos, indígenas, negros, cholos y montuvios en un proceso de organización de lucha armada y asociaciones comunales para defender el proceso popular en la acción impulsada por Eloy Alfaro y los distintos intereses que lo circundan. Fruto de este proceso el país logra algunos objetivos: consolida unidad territorial, fortalece al estado y separa a la iglesia de su influencia directa, construye vías de comunicación, establece vínculos regionales que eran muy débiles y realiza una incipiente redistribución de la tierra, resultante de la presión de las “montoneras alfaristas”, afectando a la iglesia que era el principal terrateniente.

El siglo XX continúa con una contraofensiva conservadora, elimina a los dirigentes Alfaristas y frena el proceso agrario, se reafirma el latifundio en la sierra y en la costa se desarrollan los plantíos agroexportadores de café, cacao, caña de azúcar y banano, se consolida el sector financiero alrededor de los mismos agoexportadores y latifundistas y la incipiente industria textil da origen a los primeros sindicatos. Estos sectores sociales emergentes son permeables a las primeras informaciones sobre el desarrollo del socialismo en Europa, en 1922 hay los primeros círculos socialistas que dan origen al Partido Comunista Ecuatoriano(PCE) y fruto de las contradicciones en la Cuarta Internacional surge el Partido Socialista Ecuatoriano,(PSE) conformados fundamentalmente por obreros, intelectuales y militares. Este singular proceso de triangulación social ha sido un elemento permanente en la historia del país como lo veremos mas adelante.

Bajo la coyuntura internacional de la II Guerra Mundial, se desarrolla a nivel regional andino un conflicto provocado por los intereses de empresas petroleras que pugnan por una mayor adjudicación de territorios en la Amazonía, este factor unido a afanes expansionistas del militarismo peruano desembocan en un conflicto bélico, donde el Ecuador pierde el 40% de su territorio, fundamentalmente en la Amazonía. Esta situación provoca en el país un estado de crisis de gobernabilidad ya que tanto las FFAA como el gobierno son acusados por sectores sindicales y pueblo en general de haber claudicado, se suma a este factor, la intolerable corrupción que se percibía diariamente, estos factores subjetivos y objetivos mas el avance organizativo de los sectores de izquierda, contando con el apoyo de algunos militares militantes del PSE, desarrollan uno de los eventos insurreccionales mas importantes de la historia del Ecuador, la denominada “Gloriosa del 44”, que coloca por primera vez a hombres y mujeres de las organizaciones sindicales y partidarias de izquierda en el gobierno. Este proceso claudica a los pocos días porque se busca lamentablemente una salida presidencialista y se opta por entregar el poder a un personaje: Velasco Ibarra , caudillo populista que governó el país por Cinco Ocaciones. Al poco tiempo los soviets organizados y los asentamientos comunales fueron desmantelados y perseguidos. En estos años sectores del PCE en clandestinidad y vinculados a procesos organizativos en la sierra ecuatoriana organizan y fundan la Federación Ecuatoriana de Indios, que si bien es cierto nació con una visión clasista, acertaba en establecerla con el signo específico de indígenas organizados en torno a la clase obrera.(el internacionalismo ecuatoriano no contemplaba los escritos de Mariategui).

Los siguientes años(50-60) son bajo el signo de un proceso lento de industrialización e hipertrofia agroexportadora,(sobretodo en el litoral) la cual sigue manteniendo mayoritariamente un signo de relación feudal, que impide la capitalización del campo ecuatoriano, sin embargo la acción organizada de los campesinos-indígenas de la sierra y de trabajadores agrícolas de la costa generan un nuevo proceso, esta vez de lucha por la tierra. Las comunidades andinas que se asentaron históricamente alrededor de los grandes latifundios, ocupando las tierras improductivas de los pajonales pugnaron por acceder a mejores tierras, en la costa igual, los comuneros montuvios buscaron salir de la montaña hacia las riquizimas tierras de la Cuenca del Guayas, este proceso organizativo sumado al factor de divulgación hecha por militantes comunistas y socialistas de la triunfante revolución cubana, generó un gran proceso de movilización fundamentalmente rural, se lograron recuperar algunas tierras improductivas no sin antes tener fuertes procesos de represión. Entre 1959 y 1963, se instala en el país un Gobierno militar, bajo los auspicios de los EEUU y su estrategia de la Alianza para el Progreso, pretende frenar la efervesencia social en el campo y promulga un decreto con la Primera Reforma Agraria, que tiene como objetivo proponer la colonización de tierras baldías(Amazonía y Costa) y dejar las áreas tradicionales intocadas.(Sierra) A la par la insurgencia crece en el país y se forman los primeros núcleos revolucionarios armados, bajo la concepción del foco guerrillero del Comandante Ernesto Che Guevara, este factor provoca grandes movilizaciones estudiantiles y sindicales, que buscan mecanismos de articulación con ese esfuerzo armado, lastimosamente no prosperan y son neutralizados en su fase de implantación. Sin embargo, en el campo se logra que algunos espacios rurales se conviertan en cooperativas de producción y se desarrolle iniciativas de comercialización comunal. Con el marco de un breve período desde 1964 a 1970 de retorno civil al gobierno, se logra crear un proceso de desarrollo lento pero sostenido de las fuerzas sociales, el país progresivamente se dota de infraestructura y las relaciones laborales se encaminan en el desarrollo del capitalismo, fruto de la presión de las transnacionales que invierten en la agroexportación, la relación semifeudal pierde espacio y mantiene algunos reductos en la sierra ecuatoriana. La década del 70 , bajo el impulso de la explotación petrolera de la amazonía permite que esta región se articule al país con mucha fuerza, se desarrolla un proceso amplio de colonización y la sociedad blanco-mestiza “descubre” que hay habitantes originarios en ese sector. La condición continental norteamericana de lucha contrainsurgente establece para el país la necesidad de que las FFAA tomen nuevamente el gobierno, la presencia de ingentes recursos ,“petrodólares” como se conocieron en ese entonces, es una gran atracción para los militares y los sectores tradicionales del poder. El presupuesto del estado crece en 20 veces de 1970 a 1971, el dictador General Rodriguez Lara, lanza la consigna “sembremos el petróleo” de lo que el denomina su Gobierno Revolucionario y Nacionalista, se construyen vias asfaltadas en todo el país, su articulación al mercado internacional que era solo los productos agroexportables tiene un nuevo signo: el petróleo,cuya exploración y explotación es nacionalizada, las industrias que sirven a este proceso crecen, tambien el sector financiero y comercial se benefician con la nueva capacidad adquisitiva de los sectores medios y altos del país.Esto permite a la par que el desarrollo sindical tenga componentes fundamentales en las areas estratégicas del estado, los sectores eléctrico, telefonos, vías, petrolero, servicios estatales, con ese gran impulso económico demandan mucha mano de obra, las Centrales Sindicales se refuerzan y sus distintas vertientes confluyen en el Frente Unitario de Trabajadores (FUT), solo el sector maoísta que se hace presente desde 1965 en el país, no plega y mantiene una corriente de organización sindical y su mayor presencia militante en los maestros fiscales urbanos y rurales agrupados en la Unión de Educadores del Ecuador (UNE), tambien refuerzan su presencia en el espacio estudiantil secundario y universitario. Este factor es tambien un elemento de debilidad estratégica porque se privilegia la lucha ideológica entre los distintos sectores de izquierda y quien conduce el proceso emergente, impidiendo puntos de encuentro que la sociedad ecuatoriana reclamaba. En el campo surgen y se consolidan organizaciones campesinas como la Federación de Organizaciones Campesinas del Ecuador (FENOC), con presencia en todo el país. Estos distintos sectores de izquierda concentran su esfuerzo en la politización del naciente proletariado, de los espacios estudiantiles y en el campo de la sierra.

Por otro lado las FFAA no realizan una labor sanguinaria como en la mayoría de países de latinoamerica, abren su espacio a niveles de profesionalización y tecnificación no solo en su perfil bélico, sino en montar centros de estudio y producción en distintos ramos, lo que hace que la sociedad civil se vincule fuertemente con ellas, es así que en 1974 fruto de acuerdos con organizaciones del campo y terratenientes se funda un organismo tecnico estatal denominado Instituto Ecuatoriano de Reforma Agraria Y Colonización, que impulsa la redistribución de tierras baldías, latifundios improductivos y asigna recursos para la colonización, se fortalece el sistema cooperativo y la sociedad ecuatoriana recibe el mensaje de establecer un proceso de modernización y elevación de sus niveles de vida. Indudablemente los sectores mas reaccionarios no dejan de actuar, ellos buscan como garantizar la propiedad de la tierra y se producen confrontaciones en la costa y la sierra, el gobierno pierde el control y es sustituido por un triunvirato militar que representa una corriente fascista al interior de las FFAA. El período de Rodriguez Lara facilitó el crecimiento organizativo y en base a ese acumulado histórico las organizaciones sociales preparan repuestas contundentes como es el continuar la ocupación de latifundios en el campo y paralizaciones de actividades sindicales en lo urbano y sectores estratégicos del estado, el FUT se convierte en la organización que lidera este proceso, a esto se suman tambien los nacientes procesos urbanos generados por los sectores progresistas de la iglesia, incentivados por el proceso de la Teología de la Liberación, que actúa y refuerza este accionar de movilización social. En 1977 se convoca a una paralización nacional con la consigna”retorno a la democracia Ya”, esto moviliza un gran espectro en la sociedad ecuatoriana, estableciendose un acuerdo con todos los sectores sociales de un plebiscito que apruebe esa propuesta, en 1978 se logra un triunfo mayoritario de la propuesta democrática y se convoca a elecciones inmediatas. En este período organizaciones de izquierda inician su proceso de cualificación clandestino y plantean retomar la lucha armada, como garante del proceso de movilización social, profundizan su cualificación en los procesos colombiano, salvadoreño y nicaraguense, es así que con el triunfo de la revolución sandinista en 1979, hay una nueva efervecencia sobretodo en sectores estudiantiles e intelectuales. En el campo tambien hay el surgimiento de las primeras propuestas de organización no clasista, que impulsan una propuesta con perspectiva cultural y étnica, se crean las primeras condiciones con el apoyo de la iglesia progresista de un proceso de discusión identitaria.

La década finaliza con la vuelta al proceso electoral donde la izquierda participa fragmentada y luego se une coyunturalmente para defender una propuesta populista que permite el acceso de la Democracia Cristiana al gobierno. La Democracia Cristiana pretende incursionar en los espacios que le abre la izquierda y funda organizaciones sindicales urbanas y del campo, que disputan la conducción del FUT. Por otro lado ya en la década del 80, hay un proceso de reflujo del boom petrolero, el país recurre al FMI para cubrir sus déficits, a esto se suma que la Democracia Cristiana realiza un acto de saqueo al “licuar” las deudas contraídas por empresarios con la banca extranjera y asume su pago, la denominada sucretización, donde los empresarios que contrajeron sus deudas a un valor de 4 sucres por dólar, continúan pagando a ese valor y el estado cubre sus valores en dolares con la banca extranjera, significó la ratificación de una política de privilegios para los sectores de poder tradicional, la deuda externa pasa de 800 millones de dolares a 4.500 en dos años. Con ese factor de recesión y el deterioro de condiciones de vida el FUT convoca a su II Huelga Nacional, que paraliza al país por 4 días y logra reinvindicaciones laborales como es la reducción de la jornada de trabajo a 40 horas semanales, el respeto a los contratos colectivos y la implementación de los sueldos adicionales que compensen el deterioro de las condiciones de vida.

La década de los 80´s es conocida como la década perdida, no solo en el país, sino en general en latinoamerica por la profunda recesión económica y la presencia de una política internacional de ultraderecha propugnada por el gobierno de Reagan, llegan esos vientos al país, se instala una coalición de ultraderecha que gobierna toda la década, esta sienta las bases de un gobierno neo-liberal, inicia un proceso de flexibilización laboral para minar el poder del espacio sindical, se paraliza el apoyo a la maltrecha reforma agraria y genera una hipertrofia del sector financiero y comercial, muchos con afanes especulativos, la propuesta de libre-mercado es su bandera y los sectores financieros vinculados al gobierno establecen sus mayores lucros paradójicamente siendo proveedores del estado y sus empresas estratégicas. La respuesta popular es de lucha estudiantil, sindical y de movilización campesina, las cuales son perseguidas brutalmente al vincularlas con la insurgencia urbana que se desarrolla en esos años, el país es testigo diariamente de procesos de violencia estatal y de sus órganos de represión, que terminan diezmando líderes populares y combatientes revolucionarios. Los combatientes revolucionarios de Tres organizaciones clandestinas unen sus esfuerzos con combatientes revolucionarios colombianos y peruanos en una propuesta de lucha bolivariana, los ejércitos y policías de los tres países actúan en forma coordinada y neutralizan este proceso. Son años de lucha clandestina y organización social dura. Uno de los factores emergentes es que el Movimiento indígena con la influencia de todos los sectores progresistas logra agrupar bajo el signo étnico-cultural- político, la propuesta de la Confederación de Organizaciones Indígenas del Ecuador (CONAIE), la cual tiene un fuerte proceso organizativo en la sierra y por ende su mayor politización, no así en la Amazonía y la Costa donde su desarrollo es mas limitado. Este nuevo sujeto político-social progresivamente pasa a ocupar el vacío que va dejando el movimiento obrero en el escenario político del Ecuador. Tambien en estos años las organizaciones sociales cercanas a la izquierda son debilitadas por la acción represiva y otras nuevas como el Movimiento de Pueblos Negros inician su activación.

Diezmado el proceso de insurgencia, en el Ecuador a finales de la década de los 80´s, se instala un gobierno de discurso socialdemócrata con continuidad en la línea neo-liberal, el escenario político ecuatoriano esta controlado por tres sectores: el populismo vinculado a sectores comerciales e inclusive gansteriles liderados por el Partido Roldosista Ecuatoriano, PRE, el cual tiene a un personaje Abdalá Bucaram, quien capitaliza el sentimiento de marginación fundamentalmente en la costa ecuatoriana; la derecha oligárquica con vinculos en el sector financiero, agroindustrial y de proveedor servicios privados al estado, lideradas por León Febres Cordero y el Partido Social Cristiano, PSC, en este espacio circula tambien la Democracia Cristiana, DP, quien controla sobretodo la alcaldía de Quito, y finalmente la Socialdemocracia, liderada por Rodrigo Borja y su partido la Izquierda Democrática ID.

En el escenario de los movimientos sociales, el Movimiento Indígena lanza una consigna: “en 1992 ni una hacienda más en el Ecuador” anclada al proceso continental de reinvindicar los 500 años de resistencia indígena. Este factor unido a que muchos sectores sociales apoyan esta convocatoria permite generar un gran proceso organizativo y de politización de las comunidades principalmente andinas, en la costa tambien el movimiento campesino recupera su dinámica y se logra una activa participación de las comunidades indígenas de la Amazonía. En este marco se desemboca en el Primer Levantamiento Indígena del siglo, bajo las proclamas de tierra, pan y democracia, se juntan las necesidades campesinas de ampliar la reforma agraria con demandas sobre el costo de vida y la estructura del estado. Se generan grandes procesos de movilización que simbólicamente se combinan en un mes especial, el mes de Junio, el mes del solsticio de Verano, el mes de las transformaciones en el calendario andino.Son recuperadas algunas tierras, muchos latifundios son ocupados por campesinos -indígenas principalmente comuneros, hay confrontaciones con grupos para-militares financiados por los terratenientes. Tambien los movimientos sociales aunque debilitados en el espacio urbano se hacen presentes y se articula un gran frente social donde interviene un actor institucional, la iglesia, la cual con su sector progresista, logra ser intermediaria entre el estado y las demandas campesino-indígenas para otorgar créditos para la compra de las tierras ocupadas, créditos a las cooperativas de campesinos instaladas y procesos de capacitación técnica.En esta coyuntura se hace pública una nueva simbología, ya no hay un discurso eminentemente clasista, hay un discurso sustentado en la pluralidad cultural y étnica, en el reconocimiento de distintas vertientes en la constitución del estado ecuatoriano, lo indio, su conceptualización de pueblo originario es puesta sobre el escenario predominantemente blanco-mestizo. Se recupera y se incorpora la Wipala, simbolo andino precolonial, que con sus diversos colores representa la “Unidad en la diversidad”. Hasta los primeros años la propuesta se mantiene como un factor de exclusivamente de movilización y presión social, el proceso electoral es visto como el escenario a combatir, se decide lanzar una campaña por un “Parlamento Indio y Popular” como una forma de agrupar el proceso social y alejarlo del clientelismo electoral, lastimosamente las disputas internas de la Izquierda tradicional ecuatoriana no viabilizan este espacio, el FUT se retira y queda solo el Movimiento Indígena, Sectores emergentes del Mov Campesino y espacios urbanos ligados al trabajo de Comunidades eclesiales de Base. Estos dos últimos asumen un proceso intenso de organización y logran conformar en el espacio campesino un factor importantísimo, la defensa de la Seguridad Social Campesina de las propuestas privatizadoras, dando origen a la Confederación de Afiliados al Seguro Social Campesino (CONFEUNASSC) y por otro lado a una Corriente de organizaciones sociales urbanas denominada Coordinadora de Movimientos Sociales (CMS).

Con estos tres actores sociales y bajo una voluntad política de sus bases y dirigentes se plantea intervenir en el escenario electoral, en una expresión política que se aleje del clientelismo tradicional de la izquierda y que combine dialécticamente las dos formas de lucha: institucional y extrainstitucional.

El Movimiento de Unidad Plurinacional Pachakutik-Nuevo País, actúa oficialmente desde 1996, logra presentar una propuesta amplia que aglutina distintos sectores y logra sus primeras representaciones locales ( 5 alcaldías) y nacionales (4 diputados). Su candidato Presidencial, Freddy Elhers, reconocido periodista ocupa el tercer lugar. La Presidencia de la República es ocupada por el PRE a traves de su lider Abdala Bucaram.

Bajo el signo gansteril y populista son ocupados los espacios de gestión del gobierno, este pretende cooptar al movimiento indígena y dividirlo, logra algun efecto al crear algunas dependecias públicas bajo el manto del Ministerio Indígena, unos dirigentes indígenas caen en esa trampa y se vinculan. Mas la situación del país se vuelve intolerable y los sectores sociales deciden el 5 de Febrero de 1997, convocar a una gran movilización social, la Conaie plantea un Segundo levantamiento, se realizan algunas ocupaciones de iglesias como mecanismo de presión y la consigna es exigir la salida de Bucaram del Gobierno. La derecha oligárquica ve como una oportunidad de retomar el gobierno y con su amplia mayoría parlamentaria decreta la “incapacidad del Presidente de la República para gobernar” y proclama a Fabian Alarcón como Presidente del Ecuador, esto fue respaldado por las FFAA y tuvo la anuencia de la embajada americana.El movimiento popular generador del proceso se queda marginado y la derecha oligarquica con una salida inconstitucional toma el Gobierno. En los siguientes días se genera un espacio de diálogo con el Estado, el Movimiento indígena reclama algunos espacios y se crean organismos estatales como la Dirección de Educación Bilingüe y el Consejo de Desarrollo de los Pueblos Indígenas del Ecuador, los cuales permiten generar un espacio canalizador de demandas entre el estado y el movimiento indígena, sin embargo genera un proceso de Corporativización del Movimiento Indígena donde sus esfuerzos de movilización se traducen en esperar pequeños proyectos paliativos financiados por el Banco Mundial y así cubrir parcialmente las demandas de infraestructura y mejora de condiciones de vida. Las Cooperativas fruto del primer levantamiento van perdiendo capacidad y convocatoria , sus miembros las autodisuelven y se fragmenta la tierra, muy pocas se mantienen fundamentalmente por falta de apoyo técnico y debilidad organizativa. Posiblemente el factor positivo a rescatar es que el Movimiento Indígena logra a traves de estos espacios formar un sinúmero de cuadros con capacidad técnica y familiarizarse de alguna manera con el conocimiento y manejo del estado, que hasta esos días fue vetado por los sectores de poder tradicionales blanco-mestizos. Paralelamente los gobiernos locales del Movimiento Pachakutik generan procesos de innovación en la gestión bajo el concepto de democracia participativa, se emulan a procesos válidos efectuados en el Continente como es el caso de Porto Alegre en Brasil.Este período permite generar un proceso de familiarización de la sociedad ecuatoriana con los representantes indígenas y populares en un ámbito que era desconocido, la gestión estatal, lo que permite que su aceptación pueda crecer. En esta coyuntura se lanza una proclama, la lucha por el estado plurinacional y multiétnico y se busca modificar la constitución del estado en lo referente a ese reconocimiento de la diversidad ecuatoriana. Es así que se convoca a una Asamblea Constituyente La derecha oligárquica tambien se aglutina la Democracia Cristiana y el Partido Social cristiano se agrupan en torno a Jamil Mahuad, alcalde de Quito y su futuro candidato presidencial. Logran una amplia mayoría de representación en vista que las reglas de juego de nominación a la Asamblea no varían del proceso electoral tradicional. Pachakutik participa y logra una representación importante que logra articular una alianza amplia y proponer las enmiendas que reconocen la diversidad étnica en el Ecuador y amparan sus formas de gobierno.Existe debate nacional hasta hoy no resuelto de cómo aplicar la decisión constitucional sin afectar la unidad nacional.

Meses despues se establece la convocatoria a elecciones nacionales, la derecha triunfa con Jamil Mahuad, Pachakutik obtiene una ampliación de sus escaños parlamentarios y crece en los gobiernos locales. El país tiene como válvula de salida que cada dos años existen procesos electorales, esa situación concreta influye notablemente en el desarrollo de los procesos sociales, por otro lado la influencia de las FFAA en la vida institucional es muy importante, a partir de la victoria generada en 1995 en una breve confrontación con las FFAA peruanas, estas recuperaron mucha credibilidad en la sociedad, estos factores sumados al hecho de la frágil institucionalidad acercaron a sectores sociales con sectores de las FFAA, la actitud prepotente e intransiguente del gobierno al adoptar una serie de medidas antipopulares como el congelamiento bancario, que encubrió las deudas de los banqueros corruptos y su evasión con las responsabilidades contríadas en un monto de 8 mil millones de dolares, generaron un ambiente de respuesta y movilización social, es así que en el año de 2000, los movimientos sociales y el Movimieno Indígena principalmente, se movilizan y realizamos una toma de la ciudad de Quito, el ejército en un inicio trata de bloquear pero la iniciativa popular consigue su propósito y el 21 de Enero se decide tomar el Congreso Nacional, ha esta acción se suma un grupo de coroneles del ejército liderados por el Crnel Lucio Gutierrez quienes apoyan la salida de Mahuad del gobierno. Se instala un gobierno de transición que dura 4 horas y luego en el marco de evitar una confrontación con fuerzas militares?, el Crnel Gutierrez entrega el mando del Gobierno a un General el cual a su vez entrego al Vicepresidente Noboa. Una vez mas el pueblo ecuatoriano se movilizaba y su esfuerzo era endosado a otros intereses.

Como habíamos señalado esta cercanía con las FFAA, es un factor importante en la vida política del país y generalmente han sido actores permanentes en el quehacer cotidiano del poder.

El Gobierno de Noboa, muy cercano al PSC y los sectores tradicionales del poder en la Costa ecuatoriana, en lo que actúa inmediatamente es en dar continuidad al proceso de dolarización de la economía, se ratifica al dólar como moneda, se licuan las deudas de los banqueros, estos que tenían deudas con un dólar que equivalía a 5.000 sucres terminaron pagando con un dolar a 25.000 sucres. Genera una coorriente de opinión que favorezca sus propósitos de privatizar las áreas estratégicas del estado, la cual no propspera. Como válvula de escape al proceso de movilización social se convoca a elecciones seccionales, el Movimiento Pachakutik en este proceso concentra todo su esfuerzo, da un salto enorme ya que capitaliza lo de Enero a su favor, la sociedad reconoce lo actuado fundamentalmente en la sierra, amazonía y algunos sectores de la costa, obtenemos 32 alcaldías, 5 prefecturas provinciales, que representan el 25% de las representaciones locales en el país. El sector del Crnel Lucio Gutiérrez logra a traves del Congreso Nacional su amnistía con el apoyo de los sectores sociales y de la izquierda ecuatoriana . A seguir él se dedica a constituir un nuevo partido político en vista de que no existe acuerdo en incluirse con Pachakutik u otros partidos de Izquierda ecuatorianos.

El Movimiento Indígena sufre un nuevo conflicto de intereses en el Gobierno de Noboa, sectores vinculados al quehacer burocrático en el Estado aceptan una cartera ministerial, esto provoca reacciones que resquebrajan la unidad interna tanto en el Movimiento Social(indígenas) como en el espacio político (Pachakutik). Por otro lado la cercanía del nuevo proceso electoral de cambio de gobierno genera dificultades en como canalizar las diversas aspiraciones, esto se lo considera como una “crisis de crecimiento”, muchos de los dirigentes del movimiento indígena son seducidos con la posibilidad de llegar a ocupar espacios de representación pública, el formidable crecimiento y respuesta electoral que beneficio a Pachakutik se veía como una oportunidad ha ser explotada. Esto genera tensiones mucho mayores cuando un sector de la Conaie, vinculado a la Amazonía proclama como su candidato presidencial al dirigente Antonio Vargas, quien participo en el triunvirato efímero de Enero junto a Lucio Gutierrez, este sector plantea que sea la Conaie quien adopte la decisión en su postulamiento e imponga a Pachakutik, por otro lado Pachakutik realiza un proceso de consultas internas y proclama a otro dirigente indígena, Auki Tituaña, exitoso Alcalde del norte del país. En ese marco de agrias disputas internas se barajan algunas posibilidades externas que permitan participar con posibilidades de ganar la presidencia con otros sectores de la izquierda ecuatoriana y con Lucio Gutiérrez. Esto se dificulta porque la Conaie decide, para preservar su unidad interna, no respaldar a candidato Indígena alguno a la Presidencia y Vicepresidencia de la República. Pachakutik y su pre-candidato lo acogen pero Vargas decide salir solo y es auspiciado por otra organización indígena: Amauta Jatari, con filiación Evangélica. Esto y con la debilidad interna sufrida por este desgaste de precandidaturas Pachakutik busca una formula que mantenga la unidad e impulse objetivos políticos como son : ampliar la base legislativa, ampliar la presencia en gobiernos locales y consolidar la unidad interna, asi es como con estas condiciones se decide aceptar la propuesta de Lucio Gutierrez y se firma un acuerdo de gobierno que sentara las bases de un proceso de transformación política y de desarrollo del Ecuador. Honestamente Pachakutik ha evaluado que se equivocó en algunos factores de la negociación que finalmente abonaron para generar la ruptura de la alianza unos meses despues. Estos factores son:

Haber concentrado un gran esfuerzo en el binomio presidencial sin tener a un militante propio en ese espacio.
No haber acordado un criterio de gestión que garantizara que las políticas a seguir fuesen implementadas. Avanzar mas alla del acuerdo programático.
Haber concentrado a sus mejores cuadros en la función pública y haber debilitado la estructura interna, esto se incluye a las organizaciones sociales cercanas.
No haber logrado un acuerdo previo de la conformación y respeto de las partes un buró político que sea garantizado en el triunfo electoral

Se consideró desde un inicio que la alianza tenía como factor primordial posicionar un candidato con postulados programáticos claros en los temas vitales como Reforma política del estado, participación ciudadana, modelo de desarrollo, Plan Colombia, etc. Eso no se pudo lograr, la concepción de que era “gobierno en disputa” fracasó, Lucio Gutierrez y su cercano equipo de colaboradores( la mayoría exmilitares ), tienen su propio proyecto, que no fue descubierto oportunamente, han iniciado un proceso de cooptación de bases del movimiento indígena y campesino para crear organizaciones paralelas a la Conaie y Confeunassc, se ha declarado ser el mejor aliado del gobierno de Bush en la región y ha fortalecido su imagen y acuerdo con la FFAA , se ha comprometido en colaborar con el Gobierno de Uribe en el Plan Colombia, la reforma política ha sido detenida y ha preferido actuar en acuerdos parlamentarios con sectores vinculados al PRE y el PSC, buscando generar un consenso alrededor de su gestión.

En lo referente al Movimiento Pachakutik y las organizaciones cercanas la propuesta para el período es consolidar su unidad interna, plantear un crecimiento orgánico sostenido que se nutra de la experiencia de gestión alcanzada, fortalecer su vinculación internacional e intercambio de experiencias. En el accionar político se plantea generar la propuesta de un espacio de confluencia social que actúe como coordinador de las demandas creadas a traves de la gestión de seis meses, evitar la paralización de los proyectos sociales impulsados y convertirse en una legítima contraloría social. Impulsar y ratificar el creimiento cualitativo y cuantitativo en los gobiernos locales a traves de sus programas de democracia participativa y fortalecer los lazos con las organizaciones sociales cercanas.

Ama killa Ama Shua ama Llula

No mentir No robar No ser ocioso.

Septiembre 2003

Enviar noticia